“All you need is love”: la versión que ilumina un rincón sombrío de Los Beatles

En el Día del Libro, una nueva publicación entrega revelaciones sobre las intimidades que marcaron la separación del icónico grupo, incluyendo la versión de Yoko sobre la relación de John Lennon con la heroína.

Por CAMILO REY / Foto: ARCHIVO

Reinterpretar la vida artística y personal de Los Beatles sigue siendo una tentación irresistible y un rentable negocio editorial que, a menudo, entrega nuevas revelaciones sobre el grupo que revolucionó la música y la cultura popular.

Ahora es el turno del libro “All you need is love”, que se lanzó en Londres con la promesa de develar facetas desconocidas en la intimidad de la banda, incluso tocando verdades ocultas que los fans intuían o, al menos, se negaban a asumir: entre ellas, por ejemplo, que Yoko Ono habría acercado a John Lennon al consumo de la heroína, como parte de la influencia que tuvo en el artista y en la disolución de los cuatro de Liverpool.

La autoría de “Todo lo que necesitas es amor: una historia oral de Los Beatles”, con entrevistas con Paul McCartney, Yoko Ono, George Harrison, Ringo Starr, además de familiares, amigos y socios comerciales, corresponde a Peter Brown y Steven Gaines, quienes en 1983 editaron la polémica biografía ‘The Love You Make: An Insider’s Story of the Beatles”. En esa publicación llevaron al papel la versión de un supuesto encuentro sexual entre Lennon y el manager Brian Epstein durante un viaje a Barcelona en 1963, que enfureció a los beatlemaníacos. Según publicó The Times, tras aquello “Paul y Linda rompieron el libro y lo quemaron en la chimenea, página por página”.

El respaldo documental de este libro son las mismas entrevistas que Brown y Gaines hicieron en 1980 y 1981 a Los Beatles y su entorno, desde abogados y representantes hasta esposas y ex parejas.

LA INFLUENCIA DE YOKO

Brown explicó hace poco a la prensa que “cuando salió el documental ‘Get Back’, un periodista del New York Times quería que hablara. Le dije que no había hablado de los Beatles desde que se publicó el libro y le sugerí que conversara con otra persona. Él dijo: “No hay nadie más. Paul, Ringo y tú son los únicos que quedan”. Ahí pensé: entonces, ¿tengo la responsabilidad de aclarar todo, de una vez por todas?”.

La relación de Lennon con las drogas se confirmó en 1970, cuando reconoció a la revista Rolling Stone que (hacerlo) “simplemente no fue muy divertido. Nunca me lo inyecté ni nada. Aspiramos un poco cuando teníamos mucho dolor”. Y precisó que “todos lo pasamos muy mal, y nos han lanzado muchas cosas a mí y a Yoko, especialmente a Yoko”.

“Y sufrimos tanto que tenemos que hacer algo al respecto. Y eso es lo que nos pasó a nosotros. Tomamos H (heroína) por lo que Los Beatles y otros nos estaban haciendo. Pero salimos de ahí”, confidenció Lennon.

Ahora, el libro confirma que Ono lo condujo a otro nivel. Allí la artista plástica refuta que la adicción de su esposo fuera culpa suya: “George dijo que puse a John en H (heroína), y eso no era cierto. John no aceptaría nada a menos que quisiera. Cuando fui a París la olí y fue una sensación hermosa. Como la cantidad era pequeña, ni siquiera me enfermé, fue una sensación agradable. Entonces le dije eso a John. Cuando lo tomas correctamente… Cuando lo inhalas, te enfermas inmediatamente. Nunca nos inyectamos nosotros mismos”, garantizó.