Apple y Google proponen avisar a usuarios cuando se rastrean sus movimientos

Los dos gigantes tecnológicos están preocupados por el posible mal uso de dispositivos de localización.

Por ANDRÉS ALBURQUERQUE / Foto: ARCHIVO

Los gigantes de la tecnología Apple y Google propusieron un sistema para asegurarse de que se avise a los usuarios cuando se rastrean sus movimientos con dispositivos bluetooth como AirTags o Tile.

Los pequeños dispositivos de localización que sirven para encontrar mochilas, llaves, bolsos y otros objetos han sido utilizados por acosadores para rastrear en secreto a personas como ex parejas sentimentales.

Los dos titanes, responsables de sistemas operativos móviles rivales y que -juntos- hacen funcionar a la mayoría de los teléfonos inteligentes del mundo, afirmaron que la especificación, “la primera de su clase”, cuenta con el respaldo de Samsung, Tile y otras empresas.

“Los rastreadores bluetooth han creado enormes beneficios para los usuarios, pero también traen consigo el potencial de rastreos no deseados, cuya solución requiere la acción de toda la industria”, dijo en un comunicado conjunto el vicepresidente de ingeniería de Android de Google, Dave Burke.

La propuesta presentada por Apple y Google a una importante organización de desarrollo de normas de internet haría compatibles los dispositivos de seguimiento bluetooth con los sistemas de detección y alerta de los programas para móviles iOS y Android.

Si se adopta como norma, los fabricantes de dispositivos de localización bluetooth tendrían la opción de incorporar estas funciones a sus productos.

“Esta nueva especificación del sector se basa en las protecciones AirTag y, gracias a la colaboración con Google, supone un paso fundamental para ayudar a combatir el rastreo no deseado en iOS y Android”, declaró Ron Huang, vicepresidente de sensores y conectividad de Apple.

Concebidos como una ayuda para los despistados, los sensores AirTag se han desviado hacia fines más siniestros, y su fabricante, Apple, se enfrenta a la ira -y a demandas- por su uso como herramienta de acecho.

El gadget plateado y blanco del tamaño de una moneda grande es “una forma sencilla de controlar tus cosas”, presume el sitio web de Apple. Los clientes pueden colocarlo en las llaves, la cartera o la mochila.

Vinculada a una aplicación de smartphone, la AirTag de 29 dólares ayuda a los usuarios a detectar en tiempo real la ubicación de sus pertenencias en caso de que se pierdan, pero el transmisor también puede seguir el rastro de las personas que llevan esos objetos.

La vigilancia no deseada es una táctica habitual de abuso, según Erica Olsen, directora del Proyecto Red de Seguridad de la Red Nacional para Acabar con la Violencia Doméstica.

“Es imperativo que los defensores de los derechos humanos y las empresas tecnológicas colaboren en la búsqueda de soluciones que reduzcan al mínimo las posibilidades de uso indebido”, dijo Olsen refiriéndose a los rastreadores bluetooth.