Azules en crisis: se fue Thomas Tuchel, se fue Diego López

  • Al alemán lo despidió el Chelsea tras la derrota 1-0 en el debut de esta Champions League ante el Dinamo croata en Zagreb; al uruguayo lo cesó Azul Azul tras el empate de la U con el colista Coquimbo Unido, en Valparaíso.

Los días no han estado tranquilos para los entrenadores. En todo el mundo.
Hace un par de jornadas, se decretó en Chelsea la partida del DT Thomas Tuchel. ¿La razón? Aparentemente porque a los nuevos dueños del club londinense, encabezados por el conocido y multimillonario empresario estadounidense Todd Boehly, no les hizo mucha gracia el “mal” comienzo del equipo en la Premier League (está en el sexto lugar, tras seis partidos) y menos la derrota sufrida en el debut de la Champions League (1-0 frente a Dinamo de Zagreb). Sin mayores trámites de pago de indemnización, Tuchel recibió el sobre azul y el tradicional tuit con el agradecimiento y parabienes futuros de sus ex empleadores, quienes, en cuestión de horas, ya hablaron y tienen casi contratado a su nuevo entrenador: el inglés Graham Porter, quien actualmente dirige al Brighton, que se ubica en la cuarta posición de la Premier siendo así la gran sorpresa de la temporada. Es un entrenador de proyección.

Tuchel, como dato o recordatorio, fue el entrenador que llevó a Chelsea a ganar la Champions League en 2021, por lo que, pese a la emocional decisión de los dueños del equipo Blue, su recuerdo en la historia será eterno, imborrable.

Pocos días después del despido de Tuchel en Londres, en Valparaíso, otro entrenador -curiosamente de un equipo cuya camiseta también es azul- fue cesado de su cargo: al uruguayo Diego López le dijeron que ya no va más como DT de Universidad de Chile tras el pobre empate obtenido frente a Coquimbo Unido (el colista del torneo) y que deja a los universitarios metidos en la lucha por no descender.

López no tiene aún reemplazante pero los nuevos dueños de la U (que en realidad no se sabe bien quiénes son, aunque sí que parece que son multimillonarios) creen que el ayudante técnico del cesado DT -Sebastián Miranda- es la mejor opción de reemplazo, aunque también se hablaba de otras posibilidades: Ronald Fuentes, Pablo Sánchez, Dalcio Giovagnoli y Cristián Leiva, todos sin trabajo en estos momentos. No importa la proyección, la idea es salvarse del descenso. Después se verá si hay espacio para proyectos.

López, quien, por supuesto, fue despedido también con un agradecimiento y parabienes futuros en una declaración oficial este viernes (y una indemnización que, según han señalado algunos medios, bordea los 800 millones de pesos), al igual que Tuchel quedará para siempre en la historia azul.

Claro que por motivos diferentes al alemán: es el peor DT que ha tenido Universidad de Chile en torneos nacionales sumando sólo el 22 por ciento de los puntos posibles.

Un desastre, sin duda.

Pero a Diego López seguro que eso no le importará mucho. Dirá que, como le pasó Tuchel en Chelsea y a él en la U, todo entrenador es siempre el hilo más fino para cortar.

Y a otra cosa…