Clasificatorias 2006: Bielsa cortó la racha invicta de Argentina

Defendiendo con fiereza y atacando con velocidad, Uruguay consiguió un merecido 2-0 en la olla hirviente de la Bombonera. Tres gigantes celestes en la gran victoria: Valverde, Ugarte y Núñez.

Por JULIO SALVIAT / Fotos: AGENCIAS

Se había puesto parches Marcelo Bielsa antes de las previsibles heridas que le iba a infligir Argentina a Uruguay en Buenos Aires. En los días previos había endiosado más aún a Lionel Messi y había puesto énfasis en las virtudes del campeón del mundo.

Pero también tenía una carta guardada y la mostró a última hora: “Si solamente pensamos en defender, nos vamos por el camino más corto para perder”, aseveró con la calma que lo caracteriza. Y lo aplicó a la letra: Uruguay tomó sus resguardos, pero nunca olvidó el arco contrario.

En un partido generalmente friccionado y de ritmo constantemente frenético, el previsible dominio albiceleste apareció desde temprano, pero daño muy poco. De hecho las mejores oportunidades de gol antes de la media hora de juego las tuvo Uruguay. Una en los pies de Darwin Núñez, que superó con largueza a Nicolás Otamendi y desvió por poco su remate. La otra, con un gran desperdicio de Nicolás De la Cruz, que remató deficientemente un tiro frontal que se adivinaba como gol.

La gran carta de Argentina -como siempre- era Lionel Messi. Consultado en vísperas del partido acerca de cómo anularlo, Bielsa fue cauto: “No hay cómo anularlo. Se les ha preguntado lo mismo a todos los entrenadores y ninguno encontró respuesta”. Pero “El Loco” algo escondía. No puede ser casualidad que los partidos más opacos del que está considerado como el mejor del mundo en los últimos años haya tenido sus peores actuaciones con Chile en las clasificatorias para el Mundial de Sudáfrica y en el partido de este jueves.

Messi había convertido cuatro goles a Uruguay en cinco partidos y había ganado en esas cuatro oportunidades. Esta vez, en la olla hirviente de la Bombonera, el astro argentino mostró gotitas de habilidad, pero estuvo lejos de la trascendencia que normalmente tiene en el equipo. Y tampoco pudo convertir. El mérito habrá que dárselo a los volantes celestes, que se turnaron para marcarlo y que lograron desesperarlo.

La actuación del ya consagrado Federico Valverde y del ascendente Manuel Ugarte resultó grandiosa por lo que aportaron tanto en el quite como en la creación. Y el tercer pilar en la notable victoria fue el delantero Darwin Núñez, cuya velocidad nunca pudo ser contrarrestada por los defensores albicelestes.

El primer gol fue muy típico en los equipos de Bielsa. El lateral izquierdo Matías Viña luchó hasta quedarse con una pelota que parecía perdida, ganó la línea de fondo y lanzó un centro rasante que conectó con éxito Ronald Araujo en el sector contrario. Muy parecido a lo que hacían Mauricio Isla y Jean Beausejour cuando estaban bajo su mando en la selección chilena y aparecían como atacantes en forma simultánea.

El segundo fue mérito inmenso de Núñez: recibió un pase profundo en mitad de cancha y nada ni nadie pudo detenerlo en su veloz carrera. Enfrentado a Emiliano Martínez, el atacante del Liverpool inglés definió con clase.

Así se consolidó una victoria que tuvo mucho de hazaña porque Uruguay no ganaba en Argentina desde la Copa América del 2011, cuando venció en definición por penales en Santa Fe, porque no conocía triunfos en Buenos Aires desde hace 36 años y porque los trasandinos habían logrado 14 victorias consecutivas desde que perdieron en el partido inicial con Arabia Saudita en el Mundial de Qatar.

Una demostración más de que con Bielsa en la banca todo es posible.

Ahora, el próximo martes, los uruguayos se verá las caras con Bolivia en el Centenario, mientras los argentinos buscarán la rehabilitación ante Brasil en el Maracaná.

Esta vez Messi no pudo desequilibrar y su aporte fue a cuentagotas.

PORMENORES

Clasificatorias Mundial 2026, quinta fecha.

Estadio: Alberto J. Armando, Buenos Aires.

Público: 55.000 espectadores.

Árbitro: Wilmar Roldán, de Colombia.

Argentina (0): E. Martínez; N. Molina, C. Romero, N. Otamendi, N. Tagliafico; R. De Paul, E. Fernández, A. Mac Allister; L. Messi; J. Álvarez y N. González. DT: Lionel Scaloni. Cambios: 46’, L. Martínez por Mac Allister; 53’, A. Di María por González; 64’, E. Palacios por De Paul; 80’, G. Lo Celso por J. Álvarez y M. Acuña por Tagliafico.

Uruguay (2): S. Rochet; R. Araujo, S. Cáceres, M. Olivera, M. Viña; M. Ugarte, F. Valverde, N. De la Cruz, F. Pellistri; D. Núñez y M. Araujo. DT: Marcelo Bielsa. Cambios: 46’, J. M. Giménez por Viña; 62’, R. Betancur por M. Araujo; 88’, A. Canobbio por Pellistri; 90+1’, F. Viñas por Núñez.

Goles: 41’, Ronald Araujo (UR); 87’, Darwin Núñez (UR).

Tarjetas amarillas: Mac Allister, L. Martínez, Romero y Palacios (AR); Ugarte, Giménez y Olivera (UR).