Colombia vende “a costo de traslado” los hipopótamos de Pablo Escobar

Las autoridades ya no saben qué hacer con los animales, que se han reproducido hasta convertirse en un problema de peso mayor.

Por ANDRÉS ALBURQUERQUE / Foto: TWITTER

Colombia espera llevar a India y a México al menos 70 hipopótamos que viven en la antigua hacienda de Pablo Escobar, como parte de un plan para controlar su población, y que sería costeado por los receptores a cambio de pagar el traslado.

Los hipopótamos, que son territoriales y pesan hasta tres mil kilos, se han extendido mucho más allá de la hacienda Nápoles, situada a 200 kilómetros de Bogotá a lo largo del río Magdalena. Las autoridades medioambientales calculan que hay unos 130 hipopótamos en la zona, en la provincia de Antioquia, y que su población podría alcanzar los 400 en ocho años.

Los animales son descendientes de los cuatro hipopótamos importados ilegalmente por el difunto zar de la droga en la década de 1980.

La Hacienda Nápoles y los hipopótamos se han convertido en una atracción turística local desde que el traficante fue abatido por la policía en 1993. Cuando su hacienda fue abandonada, los hipopótamos sobrevivieron y se reprodujeron en los ríos locales y en condiciones climáticas favorables.

Los científicos advierten de que los hipopótamos no tienen un depredador natural en Colombia y son un problema potencial para la biodiversidad, ya que sus heces cambian la composición de los ríos y podrían afectar al hábitat de manatíes y capibaras. El año pasado, el gobierno colombiano las declaró especie tóxica invasora.

El plan para llevarlos a India y México se planteó hace más de un año, según Lina de los Ríos Morales, directora de protección y bienestar animal del Ministerio de Medio Ambiente de Antioquia.

Los hipopótamos serían atraídos con comida a grandes contenedores de hierro y trasladados en camión al aeropuerto internacional de la ciudad de Rionegro, a 150 kilómetros de distancia. Desde allí, serían llevados en avión a India y México, donde existen santuarios y zoológicos capaces de acoger y cuidar a los animales.

El plan es enviar 60 hipopótamos al Greens Zoological Rescue & Rehabilitation Kingdom en Gujarat, India, que, según De los Ríos, cubriría el costo de los contenedores y del transporte aéreo. Otros 10 hipopótamos irían a zoológicos y santuarios de México como el Ostok, ubicado en Sinaloa.

El plan se centra en los hipopótamos que viven en los ríos que rodean el rancho Hacienda Nápoles, y no en los que residen dentro del rancho, porque esos están en un entorno controlado y no amenazan el ecosistema local.