“Con los ojos de hoy”: un documental sobre la vigencia de la figura de Allende

El periodista Víctor Gómez dirige un documental sobre el último discurso del icónico Presidente de la República.

Por SEBASTIÁN GÓMEZ MATUS / Foto: TWITTER

El documental está estructurado de manera clásica: en tres actos. El último discurso de Salvador Allende ha de ser una de las alocuciones más hermosas y profundas de la política a nivel mundial, de toda la historia. Lamentablemente, sus palabras siguen palpitando en una profecía que no se cumple.

La idea central del documental es revisar la actualidad y vigencia de la figura de Allende y de las palabras pronunciadas en esa hora límite. Esta pregunta tiene todo el sentido, sobre todo hoy, que tanto sus detractores históricos como sus vindicadores de último minuto han hecho de la política un campo idóneo para la satrapía.

Es difícil encontrar una figura como la de Allende en nuestro país, menos hoy, pero esto no quita que la vigencia de su pensamiento y la ética de su conducta no puedan ser cotejadas con las voces que pululan hoy por nuestro país. Con alrededor de catorce entrevistados, el documental “Con los ojos de hoy” propone una interrogante hacia el presente, que parece venirse abajo a cada día.

Con un Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio en las cuerdas, queda ese regusto a “decepción” que señalara en las primeras líneas de su discurso.

Las preguntas que se les hace a los entrevistados tratan de los temas que atenazan a Chile: jubilaciones, vivienda, educación, migración, impunidad, disidencias sexuales, medios de comunicación y participación política a través de los mismos, internet, etc. Un cúmulo de temas que determinan la realidad nacional.

Una de las apuestas estéticas interesantes del documental en torno a la noción de mirada, es que las imágenes están filmadas en 6K, lo que propone una calidad digital que trabaja con los colores de la realidad de acuerdo al soporte ideal de las tecnologías vigentes.

En efecto, la pregunta por la vigencia también es una pregunta por el soporte: el discurso de Allende se escucha con un chicharreo tan característico de las máquinas de la época, lo que le da un aura magnética; además, La Moneda estaba siendo bombardeada. Esto contrasta con la calidad de las imágenes del documental y los modos de articularse que tienen las y los entrevistados.

En conversación con El Ágora, el periodista y director del documental, Víctor Gómez, señala que le interesaba destacar un aspecto crucial del discurso de Allende: cuando se refiere al juicio moral que habrá para quienes lo han derrocado y traicionado al país.

La pregunta por la vigencia de Allende es sobre todo una pregunta por la probidad de quienes trabajan por Chile y la así llamada vocación pública, que debe ser sinónima de bandidaje. La figura de Allende es un ícono que pone en cuestión la tradición que se ha inveterado en el país desde los golpistas y antes.

El mismo director del documental buscó, muy perspicaz, dicha vigencia en personas de a pie, en ciudadanos y trabajadores que están lejos de las prebendas económicas o culturales del poder y la política-empresarial. Por otra parte, el documental es autofinanciado, con aportes propios y el apoyo de algún mecenazgo desinteresado.

El rodaje fue realizado en Santiago, Temuco, Arauco, Tarapacá, San Antonio, Valparaíso, Quinteros y Petorca. El documental es una producción de Porfiados Hechos Producciones, Apolo Film y Chilko. Se presentará al público el sábado 9 de septiembre en el Teatro Municipal de San Joaquín.