Dopaje termina con la carrera de Paul Pogba

El futbolista francés de 30 años fue suspendido por cuatro años por uso de dehidroepiandrosterona, conocida como la “hormona de la juventud”.

Por EL ÁGORA / Foto: AGENCIAS

El mediocampista francés Paul Pogba, de la Juventus, fue sancionado con cuatro años de suspensión por haber dado positivo a tests de dopaje.

El pasado 20 de agosto, en el partido Udinese-Juventus, dio positivo a testosterona sintética en un test antidopaje. Y ahora volvió a dar positivo en la contramuestra que se le efectuó en septiembre. Esta vez arrojó una nueva sustancia: dehidroepiandrosterona (DHEA), conocida como la “hormona de la juventud”.

La contramuestra del campeón del mundo en 2018 confirma las sospechas de la Fiscalía Antidopaje de Italia (NADO).

El futbolista, que en marzo cumple 31 años, regresó a Italia en 2022 procedente del Manchester United, y estaba suspendido provisoriamente.

La defensa de Pogba se sustentaba en que la DHEA puede encontrarse comúnmente en el cuerpo humano por productos de antienvejecimiento o musculación. Pero está claro que el argumento fue descartado.