El espionaje del Ejército mexicano a 15 organizaciones feministas y a Mon Laferte

Informe de inteligencia filtrado por el grupo hacktivista Guacamaya, mismo que efectuó operaciones similares en Colombia y Chile revela persecución a organizaciones feministas.

Por CAMILA BARACAT / Foto: ARCHIVO

Mon Laferte, junto a una quincena de colectivos feministas, figuran en uno de los documentos filtrados desde el Servicio de Defensa Nacional (Sedena) mexicano que por cinco años, entre 2017 y 2022, vigiló a organizaciones que protagonizaban protestas contra la violencia machista en dicho país.

En el documento titulado “Activismo social relevante” se ubican varias fechas importantes y personajes, que van desde activistas hasta artistas como la cantante chilena Mon Laferte.

Dos fechas que el ejército calificó de importantes, fue en 2017, derivado de la muerte de la joven Lesvy Berlín Osorio, que generó una ola de protestas feministas y a lo que la Sedena consideró como la «coyuntura perfecta», y en 2019 cuando policías capitalinos abusaron sexualmente de una menor de edad, lo que también fue ubicado por el Ejército.

Según el diario El Universal, hasta el 2022, la Sedena tenía a 15 grupos feministas ubicados, como Histeras, Coordinadora 8M, Colectivo Feminista de Economía del IPN, Resistencia Queer, Las Brujas del Mar y Cueva de Brujas. En el reporte, que está titulado como confidencial, se ubica a María de Jesús Patricio Martínez, «Marichuy», quien buscaba ser candidata independiente a la Presidencia en 2018, el grupo colombiano Movimiento de Mujeres Nasa Hilando Pensamiento Plan de Vida y a la cantante chilena, Mon Laferte, acompañada «de una BAZ».

El grupo hacktivista Guacamaya, fue también el responsable del hackeo de las Fuerzas Armadas en Chile, que derivó en la renuncia del general Guillermo Paiva como jefe del Estado Mayor Conjunto.