Cobreloa vs Cobresal

El Salvador nuevamente tendrá fútbol de Primera

Toda la ilusión estaba puesta en Calama, donde se esperaba el regreso de Cobreloa a Primera. Sin embargo, los locales recibieron una bofetada muy temprano, cuando un propio jugador cabeceó para batir a su arquero. El autogol de Miguel Sanhueza (´10), que de no haber conectado la pelota se hubiese perdido por la línea de fondo, fue un golpe tan duro que el cuadro de Meléndez prácticamente no reaccionó en todo el primer tiempo. El 1-2 de la ida en pocos minutos se había transformado en 1-3, por lo que la misión retorno a esas alturas parecía más difícil que nunca.

Más aún porque Cobresal aprovechó el impulso, y de la mano de Gaete perfectamente pudo haber liquidado la serie mucho antes. Los errores en la zaga de Cobreloa comenzaron a multiplicarse, mientras que el equipo de El Salvador comenzó a sentirse cada vez más cómodo con el nerviosismo de la hinchada local que repletó el Zorros del Desierto.

Lo mejor para Cobreloa al cabo del primer tiempo fue el marcador, porque si bien perdía por la cuenta mínima todavía quedaba tiempo para revertir el panorama. Y así lo interpretaron sus jugadores, que salieron a enfrentar el complemento entendiendo que se trataba de la última oportunidad. Luna y Parra más claros que en la etapa inicial, pudieron acercar a su equipo al área de López, y fue así como los dirigidos por el Kalule encontraron el empate, con una buena definición de Pablo Parra (´52), jugador que a mitad de temporada lo quisieron los equipos grandes del país.

Envalentonados por su público, y ante la necesidad de conseguir otro gol, Cobreloa fue dejando espacios en el fondo que fueron aprovechados por Francisco Castro y especialmente por Juan Carlos Gaete, velocísimo y encarador delantero de 21 años con pasos en Magallanes y Santa Cruz, que de seguro dará que hablar en Primera. Si en la etapa inicial fue una pesadilla para la defensa de Cobreloa, en el segundo tiempo comenzó a matar las ilusiones locales con un gran carrerón que finalizó con un bombazo que terminó en la red (´69).

Parecía historia sentenciada, pero el partido guardaba más emociones, como la que entregó el propio Pablo Parra en la jugada siguiente, cuando nuevamente consiguió el empate (´71). En los últimos minutos Cobreloa inclinó la cancha, pero Cobresal fue el equipo que estuvo más cerca de ganar el partido, cuestión que no sucedió gracias a las intervenciones que tuvo la Araña Olivares, que en la última jugada abandonó su portería para buscar la conquista que hubiese llevado la serie a penales. Gol que finalmente no llegó, como tampoco el ascenso del equipo de Calama.

En la liguilla Cobresal pudo superar dos escollos complicados: Wanderers y Cobreloa, por lo que su ascenso no merece objeciones. Tuvo a un técnico experimentado como Gustavo Huerta que supo interpretar los momentos y jugadores que siempre parecieron tener el control de la serie.

Pormenores

Estadio Zorros del Desierto, Calama
Árbitro: Felipe González.

Cobreloa (2): R. Olivares; M. Álvarez, M. González, M. Sanhueza, M.Larenas (75’, S.Romero); G. Firpo, A. Ríos (45’, F. Fritz X); I. Jara, J. Luna (45’, C. Ivanobski), P. Parra; L. Simón.
DT: Rodrigo Meléndez.

Cobresal (2): S. López; J. Contreras, R. González, F. Rojas, M. Jorquera; L. Corro, R. Ureña, J. Gaete, F. Castro; E. Cantero, M. Orlando (56’, N. Sepúlveda).
DT: Gustavo Huerta.

Goles: 0-1: 10’, autogol de Sanhueza (CSL); 1-1: 52’, Parra (COB); 1-2: 69’, Gaete (CSL); 2-2: 71’, Parra (COB).

Tarjetas amarillas: Luna, Firpo y González (COB); Corro, Cantero, Ureña y Gaete (CSL).