En 2030 tendríamos tren entre Santiago y Valparaíso

El Presidente Gabriel Boric presentó este martes el trazado del proyecto que unirá la capital con el principal puerto del país.

Por EL ÁGORA / Foto: ATON

El 2028 comenzaría la construcción y en el 2030 entraría en operaciones el tren que unirá en una hora y media la capital, Santiago, con Valparaíso, el principal puerto del país. La noticia se conoció este martes luego que el Presidente Gabriel Boric presentara el proyecto.

Según se informó, el trazado comenzará en Quinta Normal y tiene contempladas estaciones en Batuco, Tiltil, Llay Llay, La Calera, Limache, para terminar en el sector de El Salto en Viña del Mar.

De acuerdo al cronograma, este año se realizaría la licitación del estudio, en 2025 correspondería la licitación de las obras propiamente tal, para comenzar el trabajo de construcción en 2028.

«Estamos cumpliendo un compromiso que asumimos como gobierno, que irá en directo beneficio de los habitantes del Gran Valparaíso y del Gran Santiago, y especialmente de aquellos de las comunas de Limache, La Calera, Llay Llay y Tiltil, que anhelan desde hace muchos años la reposición del servicio ferroviario de la zona», señaló el Presidente Boric, agregando que «es mucho lo que podemos hacer a través de esa herramienta maravillosa que son los trenes, para impulsar un desarrollo que marque diferencias sustantivas no solamente en la conectividad, sino también en el encuentro».

Luego dijo que, a su entender, el tren genera tejido social, historia, miradas y vínculos. «Y además, genera inversión, y Chile necesita grandes proyectos de inversión que den esperanza a nuestros habitantes».

Sobre cómo fueron escogidas las estaciones, el mandatario indicó que se buscó “apostar por un tren de cercanía, con el foco puesto en la integración de las localidades que se fueron desarrollando al alero del antiguo tren, pero que una vez se abandonó el servicio ferroviario, allá por 1986, fueron quedando al margen de ese desarrollo inclusivo».

En cuanto al tiempo de viaje, que sería similar a lo que demora el traslado en automóvil o bus, el Presidente apuntó que el proyecto conlleva «todos los beneficios que otorga el tren». Por ejemplo, dijo, «certeza en los tiempos de viaje, no va a haber tacos, menos polución, mayor comodidad, y más seguridad para los usuarios». Y puntualizó que, además, «es importante que sea asequible para todos y todas».

Finalmente, en cuanto a los plazos, opinó que “seguramente será el próximo presidente, ojalá presidenta, a quien le toque inaugurar el primer recorrido. Pero no importa, porque es un trabajo del Estado de Chile, no solamente de una persona o de un Gobierno».