Freddie Mercury cambió a último minuto el título de “Bohemian Rhapsody”

El original, que será subastado en septiembre, muestra claramente que el tema se llamaba “Mongolian Rhapsody”.

Por ANDRÉS ALBURQUERQUE  / Foto: SOTHEBY’S Y ARCHIVO

Freddie Mercury estuvo a punto de llamar “Mongolian Rhapsody” a la famosa canción de Queen, pero a último momento tachó la primera palabra y la cambió por “Bohemian”.

Ese y otros secretos contiene la subasta de productos asociados al cantante y compositor que la casa Sotheby’s mostró en Nueva York y que se realizará en Londres el 6 de septiembre.

Por ejemplo, que la canción también iba a incluir palabras inconexas, como “matador” o “belladona”, que finalmente se convirtieron en “fandango”, “galileo” o “scaramouche”, que aparecen de forma incoherente en mitad de la canción y en parte del estribillo.

La selección presentada en la ciudad estadounidense es de 20 de los cerca de mil objetos icónicos Mercury, nacido el 5 de septiembre de 1946 en Tanzania, y muerto de sida el 24 de noviembre de 1991 en la capital inglesa.

Entre los objetos destacan también otras composiciones de su puño y letra, como “We are the champions”, “Somebody to love” y “Don’t stop me now”. Todos están garabateados en hojas con el membrete de Britisth Midlands, aerolínea hoy desaparecida.

Premonitoriamente, al escribir “We are the champions”, Mercury sospechaba que el tema podía convertirse en un himno, y dejó espacio para que el público repitiera ritmos y coros.

Con todo, las 15 hojas que componen “Bohemian Rhapsody” saldrán a subasta con el precio de lista más alto: entre un millón, y un millón y medio de dólares.

Y entre los objetos, destacan la corona que se puso en el famoso concierto de Queen en el estadio Wembley, las zapatillas Adidas que usó en el concierto de Live Aid, en 1985, una casaca de cuero negra y roja, y un peine de plata de apenas dos centímetros para atusarse el bigote.

Todas las piezas forman parte de la colección personal del cantante en su casa del barrio de Kensington, en Londres, la casa famosa vivienda de estilo georgiano de 28 habitaciones en que realizaba sus legendarias, estrafalarias y desenfadadas fiestas.