Gobierno programa nueva entrega de credenciales de embajador de Israel

Tras la suspensión del jueves de la ceremonia en La Moneda, el Ejecutivo fijó para el próximo viernes 30 una nueva cita con el diplomático.

 

La decisión del Gobierno de suspender el jueves pasado la ceremonia de presentación de cartas credenciales del nuevo embajador de Israel en Chile, Gil Artzyeli, provocó un verdadero sismo en el ambiente, con críticas de las autoridades de ese país, de la comunidad israelí en el país y de parlamentarios afines a ella, y el apoyo rotundo de la organización que agrupa a los palestinos.

De acuerdo a un comunicado entregado este sábado, además de informar que la cita ha sido reagendada para el viernes 30 venidero, la Cancilleria señaló que la suspensión “debe ser entendida en el marco de la sensibilidad política que generó la muerte de un adolescente palestino de 17 años” en el norte de Cisjordania durante un operativo del Ejército de Israel, que tuvo lugar el mismo jueves, cuando se debía haber entregado el documento, agregando que se trató de una medida “de carácter excepcional”.

Según el comunicado de la Cancillería, Chile reitera “su permanente disposición a mantener una relación fraterna y constructiva” con el Estado de Israel y su pueblo.

En la oportunidad, el Presidente Gabriel Boric recibió las cartas credenciales de varios diplomáticos, con excepción del embajador Gil Artzyeli, lo que provocó fuertes reacciones de personalidades chilenas de diversos ámbitos cercanos a Israel.

El nuevo representante diplomático de Israel señaló a la salida de La Moneda, que se le habían dado todas las disculpas del caso, aunque para él la situación no fue muy cómoda, mientras que desde la Cancillería de su país se emitieron duras frases sobre el tema. De partida, que ven con “severidad el desconcertante y sin precedentes comportamiento de Chile”.

Aparte, informó que el embajador de Chile en Tel Aviv fue llamado para “una conversación de reprimenda”, indicando que lo acontecido “perjudica gravemente las relaciones entre los dos países”.

En Chile no se dejaron esperar las reacciones. Parlamentarios de Chile Vamos, Partido Republicano, independientes y la Democracia Cristiana, que forman parte del grupo interparlamentario chileno-israelí, firmaron una carta cuestionando al Gobierno por la situación, en la que condenan “el agravio provocado al señor Gil Artzyeli, embajador de Israel en Chile, ante la inédita suspensión de su ceremonia de presentación de cartas credenciales en el Palacio de La Moneda”. Y solicitaron que el Gobierno entregue las disculpasdel caso y rectifique su actitud.

Mientras, diputados de la UDI y miembros de la comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara, adelantaron que citarán a la ministra de Relaciones Exteriores, Antonia Urrejola, “para que explique las razones por las cuales se negó el Presidente a recibir las credenciales diplomáticas”. “Israel nunca ha tenido conflictos de ninguna naturaleza con nuestro país”, sostuvieron los parlamentarios Cristian Labbé,Cristhian Moreira y Juan Antonio Coloma.

A su vez, la comunidad palestina de Chile agradeció el gesto del Gobierno, indicando en un comunicado oficial que “la Comunidad Palestina de Chile valora enormemente la decisión del Presidente de la República, Gabriel Boric Font, al decidir aplazar la recepción de las credenciales diplomáticas del nuevo embajador israelí en Chile, debido a que el mismo día el ejército de ocupación israelí asesinó a un menor de edad, Oday Salah, en Kafr Dan, Jenin, Territorio Palestino Ocupado”.

Agregaba la nota que “mientras el mundo siga tratando a Israel y sus diplomáticos con normalidad, a la vez que cometen crímenes de guerra, crímenes de lesa humanidad, violaciones a los Derechos Humanos en forma sistemática y someten a la población palestina a un régimen de apartheid la situación de los palestinos no cambiará”.

Por ello, dice la nota, agradecen “la convicción del Presidente, en un gesto que esperamos sirva de ejemplo para el mundo, que cuando se trata de violaciones a los Derechos Humanos y sobre todo el asesinato de menores de edad no se puede actuar con normalidad”.

El mismo jueves, la comunidad judía en Chile manifestó su molestia a través de su cuenta de Twitter: “Frente a grave incidente diplomático en que Presidente @gabrielboric no recibió cartas credenciales de @Gil_Artzyeli, la Com. Judía, expresa su repudio. Es una ofensa a la amistad de más de 70 años entre Chile e Israel. Esperamos rectificación del @GobiernodeChile @IsraelinChile”. Lo mismo hizo la comunidad chilena en Israel, señalando que “condenamos enérgicamente la decisión del presidente @gabrielboric, sin precedentes en la diplomacia de Chile, de no recibir las credenciales del embajador israelí @Gil_Artzyeli. Es intolerable que el presidente boicotee las relaciones bilaterales”.

En Estados Unidos también hubo reacciones. El senador por el estado de Florida, Marco Rubio, republicano de origen cubano y seguidor del ex presidente Donald Trump, indicó en sus redes sociales que «la negativa del Presidente de Chile a reunirse y aceptar las credenciales del embajador de Israel en #Chile es un insulto diplomático vergonzoso y sin precedentes en contra de nuestro aliado más importante en el Medio Oriente».