Frustran Golpe de Estado en Bolivia (actualiza)

El general Juan José Zúñiga, jefe del Ejército, finalmente fue arrestado por su insurrección. “Nadie nos puede quitar la democracia. La hemos ganado en las urnas y en las calles con sangre del pueblo boliviano”, dijo el Presidente Luis Arce.

Por EL ÁGORA. / Foto: PRENSA LATINA

El presidente de Bolivia, Luis Arce, se mostró victorioso tras frustrar el “intento de Golpe de Estado” por militares liderados por Juan José Zúñiga.

Los integrantes del Ejército se apostaron este miércoles por varias horas con tanquetas frente a la sede de gobierno, en el centro de La Paz. Pero finalmente abandonaron el lugar, después de que Arce cambiara a todo el alto mando militar.

Bajo el liderazgo Zúñiga -hasta este miércoles comandante del Ejército- los soldados botaron con una tanqueta las puertas de la sede de gobierno. Pero tuvieron una férrea oposición y decidieron retirarse tras ser encarados por el Presidente.

Zúñiga ingresó a la sede del Ejecutivo y permaneció por siete minutos, para luego retirarse. A su salida, declaró a los medios que liberaría “a todos los presos políticos”. Esto incluía a la ex presidenta interina Jeanine Añez y al gobernador opositor Luis Fernando Camacho.

Arce encaró a Zúñiga y le ordenó retirar a los militares que lo acompañaban. “¡Repliegue todas estas fuerzas! ¡Es una orden!”, le gritó el Presidente.

“Nadie nos puede quitar la democracia. La hemos ganado en las urnas y en las calles con sangre del pueblo boliviano. Queremos agradecerles, estamos seguros que nosotros vamos a seguir trabajando”, dijo Arce desde un balcón del palacio presidencial, frente a cientos de seguidores.

Finalmente, durante la noche del miércoles, Zúñiga fue capturado y quedó detenido.