La U levantó su juego sin acordarse de la «Gata”

Dos de los peores equipos del campeonato protagonizaron, curiosamente, uno de los encuentros más entretenidos de lo que va del campeonato. Angustiados por sus desmedradas posiciones en la tabla, Palestino y Universidad de Chile aplicaron un juego veloz, abierto, en el que se sucedieron los aciertos y los errores para darle al trámite un interés casi inesperado.

Universidad de Chile comenzó como de costumbre: imponiendo un ritmo intenso y estableciendo un dominio atosigador. La diferencia con lo que le ocurre frecuentemente es que ahora esa superioridad dio frutos temprano. A los 5’, los azules ya estaban en ventaja con una acción bien hilvanada que terminó con un centro de Gustavo Lorenzetti y que Felipe Mora concretó copiando lo que había hecho el colocolino Esteban Paredes frente a la UC el día anterior: así como el Tanque albo anticipó y superó en el salto a Germán Lanaro, el ariete azul le ganó el duelo a Ezequiel Luna y puso la pelota en el rincón izquierdo del arco de Darío Melo.

Desde ese momento, las miradas se dirigieron a la defensa azul, porque Palestino sintió la estocada y adelantó líneas. Un pelotazo frontal y aparentemente cómodo para la defensa o el arquero causó un severo desajuste entre Cristián Vilches y Johnny Herrera, lo que permitió el empalme cómodo de Mauro Caballera para igualar el marcador.

Una acertada maniobra de Beausejour, el más destacado de los azules, le permitió a Mora repetir la gracia y poner en ventaja a la U con otro cabezazo, a los 26.

El partido siguió siendo parejo, y tanto Herrera como Vilches pudieron rehabilitarse de sus chambonadas anteriores y evitaron la inminente paridad parcial.

La lesión de Franco Maruzek, reemplazado por Fabián Carmona, tuvo efectos: el mediocampo de Universidad de Chile sentó supremacía casi incontrarrestable por el resto del encuentro. Las mejorías experimentadas en el juego de Lorenzo Reyes y Gonzalo Espinoza hicieron que el juego se desarrollara mayoritariamente en las cercanías del área palestinista.

Tuvo ocasiones la U, pero Darío Melo se convirtió en escollo insuperable . Tuvieron que pasar 30 minutos desde el descanso para que la ventaja azul se ampliara. Y otra vez fue por vía aérea: córner servido por Pizarro desde el sector izquierdo, salto ágil y cabezazo potente de Matías Rodríguez.

En los minutos finales, con Pizarro llevando los hilos del mediocampo azul, no crecieron las emociones. Sólo quedó en el recuento la ambición goleadora de Sebastián Ubilla, que adelantó lo que puede ser un gran aporte para el ataque azul ahora que se fue Gastón Fernández.

PORMENORES

CANCHA: Estadio Nacional.
PÚBLICO: 8.000 personas, aproximadamente.
ÁRBITRO: Ángelo Hermosilla

PALESTINO (1): D. Melo; F. Sierralta (77’, J. Cisternas), E. Luna, D. Oyarzún, D. Torres; E. Carvajal, A. Farías, F. Mazurek (28’, F. Carmona), L. Valencia; R. Paredes y M. Caballero. DT: Nicolás Córdova.

U. DE CHILE (3): J. Herrera; M. Rodríguez, C. Vilches, G. Jara, J. Beausejour; G. Espinoza, L. Reyes, G. Lorenzetti (63’, S. Ubilla); I. Rozas (62’, D. Pizarro), F. Mora y L. Benegas (71’, F. Schulz). DT: Guillermo Hoyos.

GOLES: 5’, Mora, cabezazo (U); 17’,Caballero (P); 26’ Mora, cabezazo (U); 75’, Rodríguez, cabezazo (U).

TARJETAS AMARILLAS: Vilches , Beausejour y Espinoza (U); Sierralta y Torres (P).