La U (todavía) no es Goliat, pero tiene a David…

Sin encontrar el equilibrio ni consolidar aún la fuerza futbolística exigible al campeón, un gol de Pizarro y un “regalo” del portero de Huachipato le facilitaron un 3-2 que le permite escalar al subliderato del torneo.

En otro retrato fiel de su momento, Universidad de Chile escaló al segundo peldaño de la tabla gracias a una victoria en que matizó esfuerzo y fortuna, capitalizando en la cuenta final resuelta por David Pizarro un “regalo” del portero Lampe y un gol del Conejo Ubilla nacido de un offside.

Luego de cuatro fechas, casi un tercio del campeonato, la “U” asoma a ratos en el nivel futbolístico exigible al campeón vigente, pero en el balance global de 360 minutos no ha logrado jugar bien, con la intensidad, aplomo táctico y despliegue colectivo que involucra ese concepto. Frente a un Huachipato que demoró en adaptarse a las exigencias del partido, el local escaló a un 2-0 impensadamente cómodo con un remate de Felipe Seymour desde 30 metros que tuvo la complicidad del boliviano Lampe, y gracias al gol de Sebastián Ubilla a los 34’, generado en un centro enviado por Beausejour en clara posición de adelanto.

Hasta allí, carnaval en las tribunas, y la promesa de un triunfo que podría catalizar las mejorías necesarias. Sin embargo, de pronto alguien apagó la luz en el Nacional…

La inconsistencia futbolística que afecta a la “U” en este torneo se hizo patente, casi con dramatismo, en los cinco minutos finales, cuando muchos hinchas ya sacaban cuentas alegres para celebrar en el segundo tiempo. En ese lapso decisivo se sumó la desaplicación individual a la confusión estretégica que expresa Àngel Hoyos en su equipo. A los 42’, Soteldo zarandeó una vez más a Caroca por la izquierda antes de encajar el centro perfecto para la “palomita”certera del paraguayo Ortega. La U no se respuso del golpe y apenas dos minutos después, en un corner de la izquierda, apareció la peor cuña –el ex universitario Valber Huerta- conectando un frentazo imparable para derrotar el impávido Herrera.

El empate acentuó las inseguridades que refleja la U, empecinada en apostar sus fichas ofensivas a la cabeza de Mauricio Pinilla, y demasiado frágil defensivamente ante adversarios que presionan y aplican velocidad y desborde. En esta oportunidad, la movilidad del venezolano Soteldo desarticuló a la zaga desde derecha hacia el centro, desnudando la falta de oficio de Caroca en esa función y la precariedad de Jara para abandonar su zona de confort en el área…

En el vaivén de un segundo periodo con mayores precauciones compartidas, Huachipato se fue quedando en su zona y permitió que la U se instalara allí hasta hacer más frecuentes las brechas hacia la portería de Lampe. Nunca tanto como un ataque total, pero sí una presencia contínua enriquecida por el manejo que aportó Pizarro desde su ingreso. Así, entre la ambición universitaria y el agrupamiento zonal que buscaban los acereros se dieron quince minutos de alto voltaje. A los 75’, el propio David se aventuró por el centro del área para conectar un puntazo pegado al poste que, de nuevo, no tuvo una repuesta afortunada del arquero boliviano, dándole la dosis de angustia a un triunfo no exento de fortuna.

A una semana del Súperclasico, donde se encontrarán las penurias azules y blancas, la U continúa en la búsqueda de la jerarquía extraviada en la pizarra del Pastor Hoyos. Hay síntomas evidentes de que la abundancia de recursos –plantel numeroso, en este caso- entorpecen las definiciones del técnico, que reitera la subordinación del funcionamiento al rol de un Pinilla sin goles en vez de recuperar la mecánica que les hizo campeón y adaptar a ello el imperativo de  sumar al ex goleador. Un dato más: Soteldo le “pintó la cara” a la zaga universitaria con su chispa y velocidad, los mismos ingredientes que llevaron a Arancibia a… la banca de la U. En rigor, las incógnitas azules siguen latentes, pero la victoria les permite buscar progresos mirando la tabla desde la gloria relativa del segundo peldaño…

PORMENORES

Estadio Nacional

Árbitro:  César Deischler

36.899 espectadores

UNIVERSIDAD DE CHILE: Johnny Herrera; Caroca, Jara, Vilches, Beausejour, Seymour (75’ Díaz), Reyes, Lorenzetti, Rozas (57’ Pizarro), Pinilla, Benegas (30’ Ubilla).

HUACHIPATO: Carlos Lampe; Omar Merlo, José Bizama, Valber Huerta, Claudio Jopia; Claudio Sepúlveda, Gutiérrez (70’ Leonardo Povea), Sebastián Martínez, Jimmy Martínez (62’ César Valenzuela), Yeferson Soteldo y Jorge Ortega.

Goles: 10’ Seymour, 34’ Ubilla. 42’Ortega (cabezazo), 44’ Huerta (cabezazo), 75’ Pizarro