Lider anula de forma unilateral la compra de un iPhone ofrecido a bajo precio en la web

El teléfono celular ofertado en el CyberDay tiene un precio de mercado que fluctúa entre el millón y millón y medio de pesos, pero aparecía a $ 53.990. Sobraron los interesados, pero la empresa aclaró que había cometido un error.

Por EL ÁGORA / Foto: ARCHIVO

En todo CyberDay se producen problemas. Ofertas que no eran tales o productos que no eran lo ofrecido. Sólo que en esta oportunidad el Supermercado Lider, de la empresa estadounidense Walmart, cometió un error de bulto que, como siempre ocurre en este país, terminará favoreciendo al más fuerte, en detrimento del consumidor.

Durante el último CyberDay, que se realizó la semana pasada entre el lunes 29 y el miércoles 31 de mayo, el supermercado publicó en su sitio web y app que tenía en oferta el iPhone 14 Pro Max a $53.990.

El precio normal de ese equipo fluctúa entre $1 millón y $1,5 millones.

Naturalmente que, frente a tal oferta, los compradores se pelearon por adquirir un aparato. Incluso hubo uno, de acuerdo a lo informado por la página web de Radio Bío-Bío, que adquirió siete equipos, pagando $370 mil.

Sin embargo, Walmart, con fama de empresa de malas prácticas en su país de origen, decidió anular en forma unilateral esas transacciones, aduciendo que los equipos se habían ofertado en un precio “esencialmente erróneo”.

Lider señaló que, una vez que se percató de esta “irregularidad”, actuó “de manera proactiva” contactando a los clientes afectados. Aseguró que hasta el momento ha alcanzado “un 80% de respuestas para explicar la situación y ofrecer una solución para superar este incidente”.

El Sernac, en tanto, ha sido enfático en decir las tiendas no puedan cancelar las ventas de forma unilateral.

Sin embargo, cuando un precio publicado resulta irrisorio -como fue el caso del iPhone 14 Pro Max a $53.990- podría considerarse que no hubo engaño por parte de la empresa, sino un error.

Y en ese último caso, la empresa podría escudarse en dicha explicación ante eventuales acciones judiciales, y reparar la situación ofreciéndole puntos u otro beneficio a los clientes que se sintieron afectados.

La Ley del Consumidor es clara, en el sentido que las empresas deben cumplir con todo lo prometido en su publicidad, y lo informado y acordado en los contratos. De hecho, cuando en una compra presencial hay un error de precio en algún producto en góndola, el supermercado, más allá de reconocer que hubo un error, respeta el precio.

Pero se trata siempre de unos pocos pesos de diferencia. En cambio, en este caso, lo más probable es que Lider zafe y, efectivamente, anule de forma unilateral las compras.

¿Se entiende ahora por qué los parlamentarios que defienden los intereses de los poderosos nunca han querido que el Sernac tenga verdaderas atribuciones y no sea sólo un organismo mediador?