Los cuartos de final de la Libertadores esperan al último clasificado

Mientras Boca avanzó sin despeinarse ante el Paranaense, Cerro Porteño aprovechó su buen momento para revertir el marcador y eliminar a San Lorenzo, de Juan Antonio Pizzi, en la definición más emocionante de la jornada. Flamengo dejó en el camino a Emelec por lanzamientos penales y, en Porto Alegre, Internacional borró tranquilamente al Bolso uruguayo.

Para completar los cuartos de final de la Copa Libertadores sólo falta dilucidar al último clasificado, que saldrá hoy entre Libertad y Gremio, equipos que ocuparon el primer y segundo lugar en el grupo que dejó a Católica en tercera posición y fuera del certamen. El cuadro Gumarelo intentará revertir en casa el 0-2 que recibió en Brasil para medirse en la siguiente fase con Palmeiras, que el martes eliminó con autoridad a Godoy Cruz.

En la jornada del miércoles, con arbitraje del chileno Bacuñán, Boca superó 2-0 a Atlético Paranaense, cuadro que hizo muy poco por conseguir la clasificación, especialmente por la derrota por la mínima en casa que lo obligaba a ganar en la Bombonera. Pero las necesidades no fueron suficientes si quiera para inquietar a Andrada, que casi no tuvo trabajo. Por contrapartida, el arquero Santos evitó que el marcador fuera más expresivo. El equipo Xeneize se enfrentará en cuartos a la Liga de Quito, que dejó en el camino a Olimpia con un 4-2 global.

En el Maracaná, Flamengo sufrió más de la cuenta para eliminar a Emelec, pese a conseguir antes de los 20 minutos el 2-0 que igualaba la serie. Finalmente el marcador no se volvió a alterar por lo que tuvieron que definir mediante lanzamientos penales, instancia en que los brasileños fueron más efectivos.

El Mengão jugará ante Internacional, en el único enfrentamiento en cuartos entre equipos de un mismo país. El conjunto rojo de Porto Alegre superó a Nacional de Uruguay por un global de 3-0, ratificando el triunfo por la mínima conseguido en Montevideo.

Y en el partido más emocionante de la jornada de miércoles, Cerro Porteño dejó en el camino a San Lorenzo de Juan Antonio Pizzi, que pese a irse en ventaja al descanso con gol de Bareiro, no fue capaz de frenar los buenos pasajes del equipo del Barrio Obrero, que dio vuelta el compromiso con tantos de Larrivey, de penal, y Óscar Ruiz, con una sensacional palomita que vale la pena ver más de una vez.

El ciclón paraguayo enfrentará a River Plate, vigente campeón  que mediante lanzamientos penales dejó en el camino a Cruzeiro. Con este panorama, ya conocemos siete de los ocho equipos que jugarán los cuartos de final de la Copa Libertadores, que recordemos definirá al campeón en nuestro Estadio Nacional el 23 de noviembre.