Mauricio Isla: más que un viaje de placer, fue una despedida

Cuando el futbolista compartió en redes sociales imágenes de su visita a Colombia con algunos amigos, mientras sus compañeros se preparaban para enfrentar a su clásico rival, fue una clara muestra de que entre sus prioridades no estaba la UC. Hoy se confirmó su salida de San Carlos de Apoquindo.

Por EL ÁGORA / Foto: ARCHIVO PHOTOSPORT

“Agradezco a la institución y a todos los cruzados y cruzadas el apoyo recibido desde mi llegada. Espero que el equipo logre, al término de la temporada, el objetivo de ser campeón”, dijo Mauricio Isla a través de las redes sociales de la Universidad Católica, su ex equipo,

Desde Cruzados confirmaron la noticia: “La salida de Mauricio ha sido consensuada entre las partes y responde a razones estrictamente personales, manifestadas por el jugador, entre las que nos ha señalado su intención de dejar próximamente el país y emprender nuevos desafíos”.

El lateral derecho de la Generación Dorada hace meses daba señales de estar en otra, y el viaje fue una muestra más, sin duda la más contundente, de que la UC no era su prioridad, de que su trabajo no estaba en el primer lugar de sus preocupaciones.

El futbolista comenzó con mucha disposición, ayudando a un equipo que no encontraba el rumbo. Pero sus participaciones ofensivas y el aporte en el quite comenzaron a ser cada vez más escasos. Perdió el puesto, después Holan lo ubicó como volante interior y tampoco respondió. Poco a poco se transformó en un futbolista intrascendente hasta terminar de la peor manera su segundo ciclo en la Universidad Católica, el primero como profesional: recibiendo una tarjeta roja.

Y a Mauricio Isla no se le ocurrió mejor idea que aprovechar la suspensión en el torneo para planificar un viaje a Medellín con algunos amigos, mientras su entonces equipo se alistaba para enfrentar a la Universidad de Chile, el adversario más tradicional. En lugar de acompañar al su club, como ocurre en los planteles compenetrados, el lateral compartía fotografías de sus paseos.

Cruzados respaldó al jugador, informando que el futbolista tenía autorización para realizar un viaje por asuntos familiares. Seguramente el club -como la mayoría de los hinchas cruzados-, entendió que la decisión del futbolista era un claro adiós.

Isla jugó 30 partidos defendiendo a la UC, en los cuales sumó un gol y nueve asistencias.

¿Llegará a Colo Colo? El jugador le confirmó a la dirigencia de la UC que quiere volver al extranjero. Veremos.