Nicolás Jarry y su saque siguen “matando” en París

Acompañado de su gran servicio y una derecha demoledora, Nicolás Jarry (35º) derrotó al estadounidense Tommy Paul (17º), por 3-6, 6-1, 6-4 y 7-5, y avanzó a tercera ronda donde lo espera otro norteamericano, Marcos Girón (75º).

Por SERGIO RIED / Foto: TWITTER

Se sabía que el partido contra Tommy Paul, un top 20, iba a ser una prueba durísima para el número uno de Chile, sobre todo contra quien conoce muy bien las canchas de Roland Garros por haber sido campeón junior el año 2015.

El partido no podía haber comenzado peor para Nicolás Jarry, que cometió todos los errores posibles cediendo su saque dos veces para perder el primer set por un rotundo 6-3.

Esto que pareció despertarlo, devolviéndole la gentileza a Paul, endilgándole en la segunda etapa otro 6-1, que lo volvió a su brillante realidad tenística actual.

Volvieron su saque y su mortífera derecha, lo que le permitió subir a menudo a la malla a liquidar los puntos, para dejar las cosas en su lugar con un perfecto empate.

EL DESENLACE

Igualados en sets, los gladiadores volvieron a su nivel actual y no se dieron tregua. Jarry metiendo un alto porcentaje de primeros saques y moviendo a su rival de lado a lado con su derecha y Paul tratando de alargar los puntos, algo que siempre le ha molestado a nuestra principal raqueta.

De esta manera se llegó al empate a 4, instancia donde el chileno logró quebrar el saque a su rival para ponerse 2 sets a 1 tras un un disputado 6-4.

El cuarto set fue más de lo mismo, con ambos manteniendo el saque hasta llegar al empate a 5. Había perfume de tiebreak, cuando nuestro gigante de Las Condes se la jugó, atacando el servicio del nativo de Nueva Jersey, logrando el quiebre y luego manteniendo el suyo para sellar el encuentro con un 7-5.

Una victoria valiosa para el chileno, que lleva siete triunfos al hilo y que lo pone a las puertas de pasar a la segunda semana de un Grand Slam, lo que significa un nuevo e importante ascenso en el ranking y una buena cantidad de euros para sus bolsillos.

Todo esto si su próximo rival, el californiano Marcos Girón, número 75 del ranking, se lo permite.