Norcorea se jacta de poderoso misil de combustible sólido

Pyongyang señala que el Hwasong-18 es “la pieza más poderosa” de su arsenal nuclear.

Por EL ÁGORA / Foto: KCNA

Corea del Norte afirmó este viernes que en su último ensayo balístico utilizó un nuevo misil de largo alcance con propulsores sólidos, que describió como “la pieza más poderosa” de su creciente arsenal nuclear y destinado a atacar a Estados Unidos y sus aliados asiáticos.

El misil Hwasong-18 fue utilizado en la más reciente prueba balística de Corea del Norte y activó las alarmas en Japón, al alcanzar la cercanía de sus costas.

La agencia de propaganda norcoreana (KCNA) emitió el informe un día después de que sus vecinos detectaran el lanzamiento del misil, y que se suma a una serie de pruebas que hasta ahora acumula más de 100 misiles lanzados al mar desde principios del año pasado.

El lanzamiento, que obligó a las autoridades niponas a activar las alertas para la población de la isla de Hokkaido antes de caer en el mar de Japón, es un nuevo tipo de misil balístico intercontinental (ICBM) de combustible sólido, lo que supone una importante mejora en la eficiencia del arsenal norcoreano.

El lanzamiento del jueves contó con la presencia de Kim Jong-un y de su hija, según puede apreciarse en fotos suministradas por KCNA.

El dictador dijo que el arma “mejorará la capacidad de contraataque nuclear del país”.

Hasta ahora, Pyongyang sólo poseía ICBM de combustible líquido, que requieren una carga previa al lanzamiento, exponiendo al misil a ojos del enemigo durante más tiempo y haciendo que su almacenamiento sea más complicado.

Kim Jong-un y su hija presenciaron el lanzamiento.