Ñublense sacó la cabeza del agua y se mantiene a flote

El cuadro chillanejo ganó su primer partido en la Copa Libertadores al superar a Aucas en Concepción. Rubio y Vilches anotaron para los “Diablos Rojos”.

Por SERGIO GILBERT J. / Fotos: PHOTOSPORT

Parecía que la historia, esa que tanto se conoce por estos lados, se iba a repetir como si fuera una maldición eterna.

Pese a dominar el partido, a tener la posesión de la pelota y a crear para sí las mejores ocasiones de gol (el portero Damián Frascarelli, era la gran figura de su equipo), Ñublense perdía hasta bien entrado el partido ante Aucas por 1-0.

Una anotación del ex jugador de Huachipato Rómulo Otero a los 24 minutos, le estaba dando los tres puntos a la escuadra ecuatoriana que cumplía a la perfección el esquema del buen visitante: sostenerse atrás y tratar de aprovechar algún contraataque.

El cuadro chillanejo, también hay que recalcarlo, no tenía muchas variantes. Si bien la idea del DT Jaime García al estructurar una línea de tres denunciaba el intentar el poblamiento del mediocampo para ahí ganar control, la orfandad de Patricio Rubio en la delantera impedía a Ñublense cumplir con el plan.

Se hacía difícil la tarea y había que hacer cambios.

UN JUEGO DE ESTRATEGIA

El entrenador García entendió que tenía que meterle mano al equipo y que el objetivo debía ser aumentar el peso ofensivo porque se intuía que Aucas no variaría por nada el esquema impuesto por el DT César Farías.

Las transformaciones de Ñublense comenzaron con la reformulación de la línea defensiva (a una zaga de cuatro) para darle más ida y vuelta a los laterales (Cerezo y Campusano, quien entró por el stopper Zalazar) y en especial por la presencia ahora de Oyarzo, jugador creativo y encarador.

Les costó a los chillanejos sacar la cabeza del agua. Pero lo consiguieron en base a sus mayores deseos de quedarse con los tres puntos.

Patricio Rubio puso el empate (79’) y cuando el partido ya estaba en el primer minuto de descuento, fue Andrés Vilches el encargado de darle la victoria al equipo de la Octava Región.

Tres puntos para sonreír. Tres puntos para anotar como tesoro.Tres puntos, en fin, para mantenerse a flote en la Copa.

 

No faltaba nada para el final y Andrés Vilches anota el segundo gol para los «Diablos Rojos».

PORMENORES

Copa Libertadores, Grupo A, tercera fecha.

Estadio: Alcaldesa Ester Roa (Concepción).

Árbitro: Kevin Ortega (Perú).

Ñublense (2): N. Pérez; E. Guerrero, R. Caroca, N. Zalazar: B. Cerezo, L. Reyes, J. Leiva, R. Rebolledo; J. Henríquez, P. Aránguiz; P. Rubio. DT: Jaime García. Cambios: 46’, G. Campusano por Zalazar y A. Vilches por Rebolledo; 69’, B. Oyarzo por Reyes; 85’, A. Valdés por Aránguiz; 94’, L. Abascia por Rubio.

Aucas (1): D. Frascarelli; L. Congá, W. Ángel, L. Romero; P. Perlaza, E. Caicedo, J. Quiñonez, C. Cuero; E. Vega; E. Castillo y R. Otero. DT: César Farías. Cambios: 26’, D. Aimar por Romero; 65’, J. Rezabala por Vega y R. Ordoñez por Castillo; 77’, A. Mina por Quiñonez y J. Cifuente por Otero.

Goles: 24’, Rómulo Otero (A); 79’, Patricio Rubio (Ñ); 90+1’, Andrés Vilches (Ñ).

Tarjetas amarillas: Reyes, Rubio y Caroca (Ñ), Castillo y Ángel (A).

 

Mira aquí el gol de Andrés Vilches para el 2-1: