Pobladores en Colombia se vuelven locos buscando oro

El insólito caso se produjo en Antioquia, donde las personas socavaron una calle donde se estaban haciendo reparaciones del acueducto público.

Por ANDRÉS ALBURQUERQUE / Foto: TWITTER

Bastó que alguien dijese que había encontrado una pepita de oro para que se desatara la “fiebre del oro” en un grupo de pobladores de Zaragoza, Antioquia (Colombia). Aunque nadie sabe con certeza si el hallazgo era real, la gente socavó la calle Bolívar, donde se estaban realizando reparaciones al acueducto público.

Zaragoza, en el municipio del Bajo Cauca, está en una delicada situación, luego de que desde hace 15 días se encuentran en paro miles de mineros de la región, en protesta contra operaciones del Ejército y de la Policía contra la minería ilegal en la zona.

Según las autoridades, detrás de la movilización está la banda criminal “Clan del Golfo”, que lucra con la explotación de minerales en distintas partes del país.

La huelga ha provocado que unas 300 mil personas de 16 municipios del noroeste colombiano tengan escasez de alimentos y desabastecimiento de otros productos, debido al bloqueo de carreteras, ataques a poblaciones y a la fuerza pública, disparos y detonaciones y la quema de varios camiones.

En medio de ese sombrío panorama, bastó un rumor para que decenas de vecinos de Zaragoza salieran con palas y mazos a romper la calle para tratar de conseguir algo del supuesto tesoro.

Algunos llegaron incluso con bateas para poder separar el oro de la tierra. No importó el barro o si era cierto o no.

No es la primera vez que en el municipio -famoso por su minería artesanal- surgen rumores semejantes, y como muchos de sus habitantes son mineros, lo toman como si fuese la “faena diaria”. Lo que no se supo es si alguien realmente encontró oro o si lo mantuvo en secreto para aprovechar en solitario la veta.