¿Por qué el fútbol es un aliado en la lucha contra la hepatitis?

En el Día Mundial de la lucha contra esta enfermedad -28 de julio-, la Organización Mundial de la Salud (OMS) llamó a que las personas se realicen la prueba, bajo el lema: “Saber es poder. Hazte la prueba”. El 78 por ciento de los tumores originados en el hígado son causados por los subtipos causados por los virus B y C de la hepatitis.

Jorge Valdano, quien sufrió esta enfermedad en 1987, aseguró que el haber dejado el fútbol por una enfermedad que no era un desgarro o un menisco, fue muy duro. Fue una infección lo que lo obligó a colgar los botines

En ese entonces, el tratamiento de la hepatitis B consistía en inyecciones cada tres días y era muy agresivo. Tenía efectos adversos muy destructivos: náuseas, temblores e intensa sudoración. El tratamiento terminó por destruir el estilo de vida de muchas personas comunes y corrientes. Para un deportista de élite, este proceso resultaba incompatible con la carrera.

Pablo Valenzuela, bioquímico chileno, encontró el ajuste necesario para crear la vacuna contra la cepa que causó el retiro de Valdano.

La hepatitis que afectó a Valdano se hizo crónica, pero impidió que la inflamación de su hígado, se transformara en cáncer: Aproximadamente el 78% de los tumores hepáticos son causados por las cepas B y C del virus.

En 1995, los jugadores del Real Madrid -cuando Valdano era su entrenador- fueron parte de una campaña pionera pro-inmunización contra la hepatitis B con el propósito de concientizar a la población general.

Cuando el Real Madrid era entrenado por Jorge Valdano, en 1995, Zamorano y los jugadores merengues fueron parte de una campaña pro-inmunización contra la hepatitis B que tenía como principal objetivo, ayudar a culturizar y concientizar a la población mundial sobre la enfermedad.

Así como el Real Madrid, hay muchos ejemplos, como en 2007, 10 ex jugadores argentinos de Primera División de los 60 a 80 fueron pesquisados con el virus de la hepatitis C que se transmite, principalmente, por transfusiones de sangre y/o por compartir jeringas. Antiguamente, la práctica de compartir agujas era habitual, antes de que el VIH advirtiera del peligro de no mantener una higiene para este tipo de prácticas.

A pesar de que actualmente la hepatitis C no tiene vacuna, sí cuenta con tratamientos orales que curan a más del 95 por ciento de los casos. En Chile, este tratamiento está disponible a través del programa de Garantías Explícitas en Salud (GES).

El histórico lateral brasileño, Dani Alves donó a España, Bolivia y Brasil, mil dosis del tratamiento para colaborar a la causa mundial y poner otro ejemplo en que el deporte y la medicina, pueden ser colaboradores

Para el día conmemorativo contra la hepatitis, la OMS hace un especial llamado a los líderes políticos, científicos y del mundo del deporte para  “establecer servicios de alta calidad” y erradicar esta enfermedad. Si se da un acceso oportuno, eficiente y adecuado a los pacientes y a las comunidades a través de la atención primaria, ya sea de la vacuna, de exámenes que pesquisen la infección o de terapias efectivas.

Para el 2030, la OMS y la Organización Panamericana de la Salud (OPS) buscan erradicar la enfermedad y aclaran que de todas sus cepas (A, B, C, D y E), sólo el B y el C pueden causar una hepatitis crónica que derive en un cáncer de hígado. En Chile este tumor mató en 2020 a 1.473 personas. La misma cepa que provocó el retiro de la leyenda Jorge Valdano.

 

El ex entrenador del Real Madrid, dejó unas sentidas palabras sobre el descubrimiento de la enfermedad: «Yo llevaba varias semanas tratándome tras los partidos, algo que sabían muy pocas personas en el club. Me sentía sin fuerzas y acababa siempre agotado. Tras una revisión descubrimos que desde mis tiempos del Zaragoza había tenido una hepatitis cronificada, pero que en aquel momento se había agudizado hasta poner en peligro mi carrera».