Procesos de selección: ¿dónde están los entrenadores nacionales?

La respuesta es bastante obvia: hay ocho entrenadores chilenos dirigiendo equipos en la Primera A de nuestro fútbol, y de ellos, siete surgieron del INAF y uno, Gustavo Huerta, proviene de los cursos “antiguos” de la Federación. Ocho de dieciocho, menos del 50%. Sin duda, somos un país generoso con los extranjeros…

Por CLAUDIO GUDMANI

Pero bueno, quizá en Primera B la cosa esté mejor… y sí, ahí hay más equipos dirigidos por entrenadores nacionales, algunos experimentados en la división y otros haciendo sus primeras armas. Cerca del 80% son chilenos.

En cadetes, a la fecha, después de un año terrible, muchos entrenadores chilenos han perdido el puesto, principalmente por “necesidades de la empresa” que ha preferido “suspender sus actividades en varias divisiones”, entendiendo que en pandemia es casi imposible trabajar con los jóvenes siguiendo todo el protocolo sanitario. Esto, además del estallido social, provocó un año sin regularidad en el fútbol joven, con el terrible retroceso que eso significará en varias camadas de futbolistas. Y qué decir lo que pasa en la escuelas de fútbol de todo el país, donde los protocolos son aún menos aplicables y la autoridad del fútbol y del ministerio del deporte ni siquiera vislumbran el daño. Así el proceso de formación de los futuros futbolistas ha quedado trunco y la cesantía de muchos entrenadores nacionales se ha hecho crítica.

Hoy en día, hay dos agrupaciones o agremiaciones de entrenadores, el Colegio Técnico de larga tradición y la nueva camada que se siente mejor representada en la recién fundada AGEFUCH. Entrenadores divididos por inexplicables razones o por intereses distintos, por no decir mezquinos…

¿No deberían estar todos unidos tras ese concepto utópico de la Unidad Técnica Nacional?

¿Dónde se debate el estilo futbolístico que queremos para nuestro fútbol?… ¿Quién está preocupado de visualizar y formar los jugadores del futuro?… ¿Cómo se ordena el trabajo de selecciones?… ¿Quién da las directrices para guiar a esos privilegiados jóvenes entre 17 y 20 años que aún pueden trabajar sus virtudes y falencias e integrar nuestras selecciones?… Patricio Ormazábal en la sub20 y el entrenador que reemplazará al renunciado técnico de la sub17, Hugo Balladares (que firmó en la Universidad de Concepción), serán los encargados de liderar los procesos formativos nacionales. Pero la pregunta es ¿quién es la cabeza técnica que los elige y bajo qué parámetros?

Estas últimas semanas se informó que el nuevo presidente de la ANFP, Pablo Milad, me imagino como presidente también de la Federación, contrató a Francis Cagigao, conocido “scouting”, Secretario Técnico del Arsenal de Inglaterra y docente de los cursos de entrenadores de la Real Federación española de Fútbol, como Director Deportivo Nacional de Selecciones. Parece tener méritos suficientes, pero… ¿Cuál será su función?… ¿definir los entrenadores que dirijan las selecciones?… ¿las juveniles y la mayor?… ¿establecer algún parámetro técnico para la Selección y búsqueda de jugadores?… 

Todo esto es una noticia en desarrollo, mientras presenciamos un impresentable “status quo” de Reinaldo Rueda, quien negoció con la selección Colombia mientras aún seguía al mando de nuestra Selección … ¿Cómo se explica eso?

Por eso mi pregunta inicial… ¿Dónde está la voz de los entrenadores chilenos? ¿Nadie tiene una opinión técnica de lo que debería ser el proceso de selección en nuestro país? ¿Nadie tiene una idea que esbozar? ¿O simplemente nadie los invito a conversar?… ¿Acaso no tiene Ignacio Prieto, Fernando Carvallo, José Sulantay, Leonardo Véliz, César Vaccia y algunos otros próceres, la experiencia y sapiencia para guiar una unidad técnica?… ¿O no hay entrenadores jóvenes que tengan nuevas ideas y opiniones que aportar?… ¿Olmos, Borghi y tantos otros que han dirigido la Selección mayor?… ¿Qué opinan? Y no hablo de Pellegrini porque está aún en la alta competencia y no ha querido asumir esa labor, aunque igual se le podría preguntar… 

Bueno, al menos esta dirigencia de Pablo Milad pretende destinar recursos importantes para un “nuevo Pinto Durán” y “un proceso más ambicioso” en las selecciones con un “especialista europeo”. Esperemos que Francis Cagigao tenga un conocimiento cabal de lo que es el jugador chileno y el medio con el que se encontrará… Ojalá tenga una “visión” de ese estilo futbolístico que tanto anhelamos. Lo raro, es que aquí no nos hemos podido poner de acuerdo y ni siquiera hemos esbozado una idea. 

Osadamente, desde mi trinchera de entrenador INAF que no encontró espacio en este estrecho medio, retirado a la contemplación y la reflexión, me gustaría decir quE ojalá nuestro nuevo director de selecciones se contacte con todos aquellos que quieran y puedan aportar, y se haga una gran conversación en torno al fútbol chileno, antes de definir las directrices para el futuro… Ojalá Pablo Milad, hubiera consultado (quizá lo hizo) ¡Qué lástima no saber quién opinó y qué se dijo!… habría sido una linda oportunidad de lograr la “Unidad Técnica”.