Regalos y genialidades para una victoria dramática

Universidad de Concepción inició su tercera aventura internacional venciendo a Sporting Cristal, campeón peruano en una guerra de goles que tuvo a Patricio Rubio como inspirado protagonista. 5-4 ganaron los del Campanil, con anotación en el último minuto.

Cuando los aficionados penquistas lamentaban un empate que les parecía mezquino para los méritos de Universidad de Concepción en su debut copero, Patricio Rubio anotó el quinto gol de su equipo y el cuarto de su genial aporte. Sólo faltaban segundos para el pitazo final y así, dramáticamente, culminó un partido de situaciones y marcadores cambiantes que seguramente quedará en la memoria como uno de los mejores del año.

Dos a cero llegó a estar el equipo local cuando se iniciaba el segundo lapso, y no tardó en producirse la igualdad. Cuatro a dos volvió a ponerse en ventaja el cuadro amarillo, y nuevamente Sporting Cristal se las ingenió para emparejar la cuenta en un par de minutos, faltando apenas tres minutos para el pitazo final.

LANGUIDEZ INICIAL

Universidad de Concepción tuvo un  promisorio comienzo, un intermedio deslavado y un bendito final en el primer tiempo. Horadando por la izquierda de su ataque, aprovechando buenas combinaciones de un trío formado por Hugo Droguett, Guido Dabalá y Patricio Rubio, causó tempranas angustias al arquero Patricio Álvarez. Pero muy pronto, antes de cumplirse el cuarto de hora, bajó el ritmo y del ambicioso equipo amarillo quedó muy poco. La lucha se centró en el mediocampo, sin que ninguno de los dos conjuntos creara situaciones que levantaran el entusiasmo del público.

Mientras el cuadro del Campanil intentaba un juego asociado, pero sin profundidad, Sporting Cristal buscaba sus objetivos mediante trazos largos, con escasa precisión. En todo caso, no era mucho más lo que podía esperarse de dos equipos en plena etapa de formación. Los locales presentaron pocas piezas antiguas (Muñoz, Pacheco, Mencia, Camargo, Droguett) y el campeón peruano cambió de entrenador (el argentino Claudio Vivas reemplazó al chileno Mario Salas) y mostró varias incrustaciones al lado de rostros conocidos para los aficionados locales: Omar Merlo, Emanuel Herrera y Cristopher “Canchita” González).

Lo bueno fue que la placidez del juego se transformó en vértigo en los últimos minutos antes del descanso. Universidad de Concepción, que había tenido una sola posibilidad de gol, encontró una mucho más propicia a los 38’ con un tiro libre rasante de Fernando Cordero, empalmado en el área chica por Nicolás Orellana, que había reemplazado a Germán Voboril antes del cuarto de hora. La fantástica reacción del arquero peruano impidió la apertura. Sporting Cristal no había tenido ninguna posibilidad de gol y la encontró a los 45’, con un desborde de Jair Céspedes, cuyo centro fue despejado angustiosamente por el arquero Muñoz. Y en el minuto final, un electrizante contraataque culminó con un pase preciso de Hugo Droguett y un derechazo cruzado y rasante de Rubio.

VÉRTIGO FINAL

El ingreso de Cristian Palacios después del descanso le dio otro ritmo a su equipo y también al partido. Cristián Muñoz tuvo su primera exigencia poco después de la reanudación, mientras el cuadro local encontró espacios que hasta entonces le parecían vedados. En la réplica, un centro retrasado de Orellana encontró el fabuloso empalme de Rubio para estirar las cifras y, supuestamente, liquidar la brega con su demoledor zurdazo.

No fue así. Cristopher González, que mostró todo lo que tanto esperaba ColoColo cuando lo tuvo en sus filas hace un par de años, anotó el descuento con un derechazo inesperado y preciso. Y dos minutos después, un centro pasado desde la izquierda encontró solitario a Palacios que definió con preciso cabezazo.

Lo que siguió fue un llamativo vaivén en las áreas. Así como Muñoz evitó dos veces un tercer gol limeño con atajadas soberbias, Alvarez tuvo que esforzarse en el arco del frente para evitar que Nicolás Maturana desequilibrara la cuenta. El rompimiento de la igualdad se produjo a los 32’, gestado por una genial maniobra de Maturana y concretado por Orellana. Nueve minutos después, a los 81’, otra vez Maturana –inesperado protagonista- desarmó a la defensa con un centro preciso que empalmó Rubio con soberbia volea.

¿Partido definido?: ¡Nada! Nuevamente Sporting Cristal mostró fútbol y ganas para no solo empatar sino ponerse a las puertas de la victoria. Un furibuindo derechazo de Emanuiel Herrera acortó las cifras a los 85’. Y a los 87’ estaban empartados de nuevo, mediante otro cabezazo de Palacios, que aprovechó una notoria vacilación de Muñoz.

Quedaba muy poco y sólo faltaba el desenlace. De nuevo fue Maturana el iniciador, ahora combinando con Orellana, y otra vez apareció Rubio para culminar su noche genial.

De este modo, Universidad de Concepción quedó como puntero del Grupo C de la Copa Libertadores, escoltado por Godoy Cruz, de Argentina, y Olimpia, de Paraguay, que el martes igualaron sin goles en Mendoza.

PORMENORES:

CANCHA. Estadio Ester Roa, de Concepción.

PÚBLICO: 5.000, aproximadamente.

ÁRBITRO: Nicolás Gallo, de Colombia

U. DE CONCEPCIÓN (5): Cristian Muñoz; Guillermo Pacheco, Alexis Rolín, Gustavo Mencia, Germán Voboril (14’, Nicolás Orellana); Josepmir Ballón, Alejandro Camargo, Hugo Droguett (82’, Francisco Portillo), Fernando Cordero; Patricio Rubio y Guido Vadalá (62’, Nicolás Maturana).

SPORTING CRISTAL (4): Patricio Álvarez; Johan Madrid, Gianfranco Chávez, Omar Merlo, Jair Céspedes; Fernando Pacheco (46’,Cristian Palacios), Jorge Cazulo (82’, Carlos Lobaton), Horacio Calcaterra, Patricio Arce (60’, Cristian Ortiz); Cristopher González y Emanuel Herrera.

GOLES: 45+2’, Rubio (UC); 50’, Rubio (UC); 56’, González (SC); 59, Palacios, cabezazo (SC); 72’, Orellana (UC); 81’, Rubio (UC); 85, Herrera (SC); 87’, Palacios, cabezazo (SC); 90+3’, Rubio (UC).

AMONESTADOS: Camargo(UC); Revoredo y Cazulo (SC)