Rishi Sunak, el hombre récord

El descendiente de indios, de apenas 42 años, será el nuevo primer ministro de Gran Bretaña.

Por ANDRÉS ALBURQUERQUE / Foto: FACEBOOK

Rishi Sunak será el próximo primer ministro británico, y marcará varios récords en su meteórico ascenso: será el primer asiático británico en convertirse en primer ministro, el primer no blanco en ocupar el cargo y, con 42 años, será también el primer ministro más joven en más de 200 años.

Tras entrar en el Parlamento en 2015, después de una carrera en la banca, Boris Johnson lo nombró apenas cinco años después ministro de Finanzas, un papel formalmente conocido como canciller del Exchequer, el Tesoro del Reino Unido.

Pero el hecho de que un líder político de tan alto nivel en Gran Bretaña tenga un origen familiar no blanco -con sus dos padres de origen indio- sólo se ha convertido en algo habitual en los últimos años.

“Es un hecho muy, muy reciente”, dice Sunder Katwala, director de British Future, un grupo de reflexión que investiga cuestiones relacionadas con la inmigración, la integración, la raza y la identidad.

Dice que desde que David Cameron se convirtió en primer ministro, el Partido Conservador ha puesto énfasis en colocar más minorías étnicas en puestos de responsabilidad dentro del gobierno.

“La diversidad étnica se ha convertido en una nueva normalidad en la mesa alta de la política británica. En los últimos cinco años, hemos visto cancilleres de minorías étnicas en el Ministerio de Hacienda, secretarios del Interior y secretarios de Asuntos Exteriores a un ritmo notable. Todo el mundo se ha acostumbrado a eso y todo el mundo piensa que no hay que darle demasiada importancia”, reconoce Katwala.

Sólo han pasado siete semanas desde que Sunak perdiera el puesto más alto en favor de Liz Truss en la primera contienda por el liderazgo “tory” de este año, tras la dimisión de Boris Johnson en medio de un torbellino de escándalos en julio.

Pero después de que el gobierno de Truss explotara en pedazos tras el fracaso de sus planes fiscales y de gasto sin financiación, Sunak -y todo el Reino Unido- se enfrenta a enormes desafíos económicos.

Sus partidarios afirman que Sunak será visto como modelo a seguir por la comunidad sudafricana del Reino Unido, especialmente por aquellos que quieren entrar en política.

Pero también es probable que Sunak se enfrente a un intenso escrutinio, ya que él mismo procede de un entorno especialmente privilegiado y su esposa, una heredera de las tecnologías de la información nacida en India, no pagaba hasta hace poco el tipo máximo de impuestos británicos como residente de pleno derecho en el Reino Unido.

Bronwen Maddox, directora del “think tank” londinense Chatham House, afirma que un aspecto positivo en medio de todo el caos de las últimas semanas es que “ha obligado a alguien con competencia económica a situarse en lo más alto del campo conservador, y también ha obligado a los laboristas, el principal partido de la oposición, a elaborar una plataforma basada en una pretensión de coherencia financiera, de competencia, cosas con las que los laboristas no siempre se han asociado en el pasado”

Después de que los dos principales aspirantes considerados sus rivales en la carrera para sustituir a Liz Truss se retiraran antes de que se emitiera un solo voto entre los miembros del partido conservador, Sunak aseguró el cargo.

Considerado un político centrista y pragmático, surgió en la última contienda por el liderazgo como un par de manos seguras para guiar al Reino Unido, después de que las propuestas políticas de Truss en torno a los recortes de impuestos y el gasto sacudieran la credibilidad del gobierno y asustara a los mercados.

¿Quién es el nuevo primer ministro?

Sunak también será el primer hindú en convertirse en primer ministro británico. Y llegó al cargo justo el día en que se celebra Diwali, el festival de las luces que marca uno de los días más importantes del calendario de esa religión.

El propio Sunak hizo historia en 2020, cuando encendió las velas de Diwali frente al número 11 de Downing Street, la residencia oficial del canciller de Economía y Hacienda.

Sunak y su esposa, Akshata Murty -hija de un multimillonario indio- aparecieron este año en la lista de las 250 personas más ricas del Reino Unido del Sunday Times. El periódico estimó su patrimonio neto conjunto en 730 millones de libras (unos 826 millones de dólares). Estudió en el exclusivo Winchester College y en las universidades de Oxford y Stanford.

Es conocido por sus gustos costosos en lo que respecta a la moda y ha trabajado para bancos y fondos de cobertura como Goldman Sachs.

Sunak fue multado por el llamado “Partygate”, el escándalo en el que se vio envuelto el ex primer ministro Boris Johnson durante meses, luego de que se supiera que se habían celebrado fiestas en el número 10 de Downing Street mientras el resto del país estaba bajo las restricciones por el covid-19.

Durante mucho tiempo, Sunak apoyó a Johnson, pero se volvió en su contra luego de que el entonces primer ministro tardara en actuar cuando su vicejefe de bancada, Chris Pincher, fue acusado de agredir sexualmente a dos hombres en una fiesta a principios de julio.

La sorprendente dimisión de Sunak al gabinete de Johnson por el escándalo de Pincher puso en marcha una serie de dimisiones de alto nivel que finalmente condujeron a la salida de Johnson y, en última instancia, a su propio ascenso a Downing Street.