Roland Garros: los cuatro fantásticos tras la corona

En un torneo lleno de sorpresas, las semifinales del certamen más importante del mundo en canchas de arcilla, serán disputadas por Carlos Alcaraz contra Novak Djokovic y Casper Ruud frente a Alexander Zverev.

Por SERGIO RIED / Foto: ARCHIVO

Ante la ausencia del 13 veces campeón Rafael Nadal, la lucha se centraba en el número uno del mundo Carlos Alcaraz, el dos, Novak Djokovic, el tres, Daniil Medvedev, y el cinco, Casper Ruud, más alguno que diera el batacazo.

Y todo se dio como se preveía, con la excepción del ruso Medvedev, que faltó a la cita al ser derrotado en primera ronda, en la mayor sorpresa del campeonato, por el brasileño Thiago Siebolth Wild (172º). En su lugar estará el alemán Alexander Zverev (22º) quien totalmente recuperado de la lesión sufrida el año pasado en este mismo torneo, ha demostrado estar a la altura de sus pergaminos y va por la final y, por qué no, por la corona.

Para lograrlo deberá vencer al verdugo de Nicolás Jarry, el noruego Casper Rudd (5º) en un duelo impredecible, debido al gran nivel de ambos.

FINAL ANTICIPADA

Desde que el sorteo dictaminó que Carlitos (1º) tenía en su camino al título al serbio Djokovic (2º) (al momento del sorteo el 3º), se habló de una final adelantada, lo que se fue confirmando con el correr del torneo. Ambos demostraron ser los grandes candidatos al título y llegan a semifinales habiendo vencido en cuartos a Stefanos Tsitsipas (5º) el murciano y Nole al ruso Karen Kjacharov (11º). En tres sets y sin problemas Alcaraz y con algunas complicaciones el serbio, que tuvo que luchar cuatro mangas con el soviético.

El lado opuesto del cuadro nos mostró a un Ruud implacable, derrotando en cuatro etapas al nuevo «enfant terrible» del tenis, el joven danés Holger Rune, y Sasha Zverev dando cuenta del sorprendente argentino Tomás Etcheverry en cerrada lucha a cuatro sets

Los dados están echados y el futuro campeón de Roland Garros aún es una incógnita.