Se fue una leyenda: murió Bobby Charlton

El célebre futbolista británico falleció a los 86 años. Fue campeón de Europa con el Manchester United y ganó el Mundial de 1966 con la selección inglesa. En 1962, estuvo con Inglaterra en el Mundial de Chile, mientras que también disputó la Copa del Mundo en Suecia 1958 y México 1970.

Por EL ÁGORA / Fotos: ARCHIVO

El mundo del fútbol nuevamente está de duelo.

Este sábado, a los 86 años, murió Bobby Charlton, una leyenda de Inglaterra, que fue campeón con su seleccionado en la Copa del Mundo de 1966 y fue una de las grandes estrellas de su generación.

La noticia fue confirmada por su familia, quien lo acompañó hasta los últimos instantes, aunque el anunció lo hizo Manchester United, club con el que estaba identificado.

A través de un comunicado, su familia expresó: “Con gran tristeza compartimos la noticia de que sir Bobby falleció pacíficamente en las primeras horas de la mañana del sábado. Estaba rodeado de su familia. Su familia quisiera transmitir su agradecimiento a todos los que han contribuido a su cuidado y a las muchas personas que lo han amado y apoyado. Pedimos que se respete la privacidad en este momento”.

A su vez, el Manchester United, equipo en el que militó desde 1956 hasta 1973, publicó una placa con su imagen y la frase: “Sir Bobby Charlton CBE, 1937-2023. Las palabras nunca serán suficientes”.

Las autoridades de la liga británica, por medio de sus redes sociales, se hicieron eco inmediato de la noticia que causó dolor en toda Inglaterra: “La Premier League lamenta profundamente conocer el fallecimiento de sir Bobby Charlton, uno de los mejores jugadores de la historia del fútbol inglés. Nuestros pensamientos y más sinceras condolencias están para la familia y los amigos de sir Bobby, y para todos en el Manchester United”.

Con la camiseta del Manchester United, donde jugó 19 años (1954-1973). Terminó su carrera en el Preston Nord End (1973-1974) y el Waterford (1974-1975).

Según el sitio online Infobae, en noviembre de 2020, durante la pandemia por el coronavirus, la esposa de Charlton dio su consentimiento para que se informara públicamente sobre su estado de salud y el sitio británico The Telegraph confirmó que padecía demencia.

“Todos en el Manchester United están tristes porque esta terrible enfermedad haya afectado a sir Bobby Charlton y seguimos ofreciendo nuestro amor y apoyo a Sir Bobby y su familia”, había indicado el club en un comunicado.

Charlton es considerado como uno de los mejores centrocampistas de toda la historia de Inglaterra y es un ícono en Old Trafford. Su récord de 49 goles con la selección inglesa estuvo en vigor cerca de 50 años, hasta que fue superado por Wayne Rooney, quien también se adueñó de su marca de goles en el United, cuando superó las 249 conquistas con la camiseta roja.

Charlton no solamente era recordado por sus logros y su fútbol, sino además por ser uno de los sobrevivientes del desastre de Múnich, el accidente aéreo ocurrido en 1958 en el que fallecieron 23 personas, incluyendo ocho jugadores del Manchester United, cuando regresaban de un partido en Yugoslavia. Por entonces él era un joven dentro del equipo que brillaba en la Copa de Europa y tras el suceso se quedó en el conjunto inglés para resucitarlo futbolísticamente.

Tras algunas campañas mediocres, producto de la reinvención que tuvo que realizar la institución, Charlton pudo convertirse en un referente del plantel y estrella junto a su compatriota George Best y el escocés Denis Law. El tridente, bautizado como “Santísima Trinidad”, se convirtió en un arma letal para los rivales, macó 665 goles entre 1964 y 1968, años en los que se repartieron entre ellos el galardón de Mejor Jugador Europeo. Juntos obtuvieron dos títulos de liga, 1964-65 y 1966-67 y la Copa de Europa 1967-68 (la primera de las tres que ostenta el club). Además, él y Best comandaron al seleccionado de Inglaterra al título del Mundial 1966. Los 249 goles de Charlton con el United llegaron en 758 partidos para el club, y sus goles con Inglaterra llegaron en 106 apariciones.

En épocas en las que no se disputaban tantas competiciones como en la actual, Charlton se bordó cinco estrellas con el United (las ligas de 56-57, 64-65 y 66-67 además de la FA Cup 62-63 y la Copa de Europa 67-68) más la Copa Jules Rimet con la selección inglesa.

En cuanto a distinciones individuales, obtuvo el Balón de Oro como mejor jugador europeo de 1966 y fue Balón de Plata en los dos años siguientes. En 1984, la FIFA lo condecoró con la Orden de Mérito y, también en los 80, fue nombrado presidente honorario del Manchester United. La reina Isabel, en tanto, lo nombró sir en 1994.