Temuco vs Universidad Católica

Temuco dejó sin chances y en crisis a Católica

Todavía no se jugaban ocho segundos en el Germán Becker y Deportes Temuco ya sumaba un tiro de esquina, aunque más que por méritos propios, fue gracias a un regalo de la Universidad Católica, que evidenció en esos primeros instantes el nerviosismo propio de los equipos que están al borde de la crisis.

Germán Bovoril, ante un envío largo intentó dársela a Toselli, pero su cabezazo pasó a varios metros del arquero. Afortunadamente para la UC el tiro de esquina no generó peligro, como sí ocurrió con los siguientes errores del zurdo argentino. En el primero intentó rechazar o amortiguar (sólo él lo sabe), y el balón quedó prácticamente donde mismo. Lo increíble es que en la insistencia, despejó hacia el centro –prohibido en los manuales- y la pelota terminó en la red, en una maniobra posterior que fue anulada por posición de adelanto milimétrica de Campana.

Pero cuando el primer tiempo finalizaba, Bovoril –que ya tenía tarjeta amarilla- cometió una mano infantil que posibilitó el tanto de Casanova (45+2`), luego del tiro libre servido por Aceval. En esta oportunidad toda la defensa se sumó al festival de errores, incluido Toselli, que en lugar de ir por el balón en plena área chica, retrocedió a su arco quedando sin reacción ante un cabeceador que conectó sin obstáculos.

Mientras todo eso ocurría, el fondo de Temuco vivía un encuentro tranquilo, sin grandes zozobras, porque Católica sólo generó peligro a partir del minuto 37. Fue tan improductiva la UC que su “centrodelantero” Diego Buonanotte, en su desesperación por ayudar al equipo y tener algo de contacto con el balón, por momentos debió recogerse a la mitad de la cancha, chocando con los otros generadores de fútbol.

Temuco se fue al descanso merecidamente, capitaneados en todo el sentido de la palabra por Cristián Canío, la figura del encuentro. El ex jugador de muchos equipos puso toda su experiencia al servicio del objetivo: los tres puntos.

Los locales jugaron un mejor primer tiempo, pero no por eso se iban a poner rojos por defender la ventaja con uñas y dientes en el complemento, todos en el área de ser necesario. Mientras que Mario Salas, nuevamente cambiando el plan cuando el resultado no acompaña, sumó hombres en ataque: el resistido (y con razón) Santiago Silva y el dos veces cortado José Luis Muñoz. Por supuesto que sin resultados.

Cuando atacar obedece a una reacción más que a una convicción, generalmente no hay claridad en las llegadas, y se termina recurriendo al centro desesperado, como lo hizo la UC en Temuco. La maniobra más clara de Católica fue un autogol evitado por el palo: el arquero Gamonal sólo fue exigido en dos ocasiones.

Temuco, un equipo acechado por el “Fantasma del Descenso”, consiguió tres puntos de oro en su lucha por la salvación. Mientras que Católica obtuvo un resultado que definitivamente la deja sumida en una crisis: sin Copa Libertadores (hace mucho rato), fuera de la Copa Chile y casi sin chances en un torneo que todavía no supera la mitad de las jornadas. Un equipo que todavía no encuentra el rumbo, con un entrenador que sólo se sostiene por los títulos que obtuvo, porque los números no resisten mayor análisis (33% de rendimiento en el certamen).

Pero lo más preocupante para Católica es que intenta nadar pero ni siquiera logra ver la orilla: es un equipo que en cada partido da manotazos de ahogados, con experimentos en el dibujo táctico y con ejecutantes mal ubicados en el terreno. Algunos muy mal elegidos como refuerzos.

Lo que le queda a la UC, como todo equipo grande que se despide prematuramente de la lucha, es apostar a los clásicos, para que el semestre tenga algo positivo. Y a la vuelta de la esquina se viene uno, frente a Colo Colo, otro equipo que ha sabido neutralizar y superar al cuadro de Mario Salas, algo que a estas alturas está empezando a ser frecuente.

Pormenores

Estadio Germán Becker de Temuco

Público: 10.651 espectadores controlados

Árbitro: Francisco Gilabert

Deportes Temuco (1): José Gamonal; Diego Díaz, Luis Casanova, Nicolás Ramírez, Miguel Aceval; Rubén Cepeda, Sebastián Díaz, Rubén Farfán, Cristian Canío, Kevin Harbottle; Lucas Campana.

DT: Dalcio Giovagnoli

Universidad Católica (0): Cristopher Toselli; Stefano Magnasco, Germán Lanaro, Branco Ampuero, Germán Bovoril (77` Fernando Cordero); César Fuentes (57` Santiago Silva), José Pedro Fuenzalida, Luciano Aued, Carlos Espinosa, Jeisson Vargas (69` José Luis Muñoz); Diego Buonanotte.

DT: Mario Salas

Gol: 45+2`, Luis Casanova (T).

Tarjetas amarillas: Casanova y Díaz (T); Magnasco y Voboril (UC).