Tomás Barrios y Carlos Alcaraz festejaron en domingo

En diferentes escenarios y categorías, el chileno y el español se coronaron campeones del Challenger de Florianópolis y el ATP 500 de Barcelona, respectivamente.

Por SERGIO RIED / Fotos: ARCHIVO PHOTOSPORT

Una situación histórica de produjo en la arcilla de Florianópolis, Brasil, porque no es normal que en la final de un torneo internacional, se encuentren dos tenistas de un mismo país. Y menos de uno que no es potencia mundial, como el nuestro.

Sólo recuerdo el ATP de Orlando, Florida, en Estados Unidos, donde el año 2000, dos jovencitos chilenos, Fernando González y Nicolás Massú, disputaron la final, con triunfo de González.

Pasaron 23 años antes que se produjera un nuevo encuentro entre chilenos por un título ATP. Esta vez en la casa de Guga Kuerten, Tomás Barrios Vera (146º), que ya venía de ganar tres Challenger, incluyendo el reciente de San Luis de Potosí, venció a su compatriota y compañero de dobles Alejandro Tabilo, por un cómodo y sorprendente 6-4 y 6-4.

Si bien ambos venían precedidos de disímiles antecedentes, ya que mientras el chillanejo sube como espuma en el ranking, el nacido en Canadá viene en caída libre desde su puesto 64º en la escalerilla hasta el 176º que ostenta hoy. Y el partido fue un fiel reflejo del momento de uno y otro, ya que Barrios demostrando sus claros progresos, no tuvo piedad con su amigo y lo batió con comodidad.

Alcaraz defendió con éxito el título conseguido en 2022.

ALCARAZ IMBATIBLE

Entre tanto, en Barcelona, el ATP 500 por la disputa del trofeo Conde de Godó, que alguna vez fue ganado por Hans Gildemeister en 1979, quedó en manos del indestructible Carlitos Alcaraz (2º), quien derrotó en la final a Stefanos Tsitsipas (3º).

Otro paso del murciano con miras a su máximo objetivo, el torneo de Roland Garros, pasando por Madrid y Roma.

Ausentes Novak Djokovic, Rafael Nadal y la figura del momento, el italiano Yannick Sinner, no se veía quién podría destronar a Carlitos, quién con dos quiebres del saque del griego, dio forma al 6-3 y 6-4 final.

Con números asombrosos, como los escuálidos cuatro puntos que perdió con su saque en todo el primer set y las apabullantes victorias ante Daniel Evans en semis, sus compatriotas Roberto Bautista Agut y Alejandro Davidovich y el portugués Nuno Borges en el debut.

Unas líneas sobre Nicolás Jarry, quien sorteó la primera ronda para caer en la segunda, ante el número 11º del mundo, el ruso Karen Kachanov.