(VIDEOS) INCREÍBLE: Cámara de Diputados escogió a un «sheriff» maleducado y violento para presidir la Comisión de Educación

Gaspar Rivas, del Partido de la Gente (PDG), y quien tiene un prontuario de ordinarieces, reacciones agresivas y sainetes de quinta categoría, asumió ayer tan importante función. Otra vez, nuestra clase política nos grita que siempre puede caer más bajo. Ofrecemos un repaso de los espectáculos más tristes que ha ofrendado este «honorable» a la opinión pública.

Por EL ÁGORA / Foto: ARCHIVO

Las palabras del diputado Gaspar Rivas nunca dejan indiferente. Siempre hay algo en su discurso que llama a la reflexión y a la pregunta: ¿Cómo alguien puede decir algo así? En lo concreto, son muchos los episodios del parlamentario que perfectamente se podrían enmarcar y colgar en el museo de las estupideces y de las vulgaridades.

Su bajo nivel discursivo, habitualmente acompañado de groserías, insultos de grueso calibre y performances que sencillamente avergüenzan, lo ubican en las antípodas de una autoridad que pueda relacionarse con la Educación (así, con mayúscula).

Sin embargo, la Cámara de Diputados escogió precisamente a Rivas para presidir dicha comisión… ¿Qué tal?.

La decisión demuestra una vez más que nuestra clase política -con escasas excepciones- siempre, pero siempre puede ser más decadente.

Veamos:

La última “salida de madre” de Rivas se produjo el 29 de marzo, en el contexto del Día del Joven Combatiente:

“Para todos esos jóvenes idealistas, esos jóvenes combatientes, yo les dejo la aprobación hoy día, porque se va a aprobar esta ley, que les va a aumentar a esos niñitos las penas cuando les tiren una molotov o una piedra a, como ellos dicen, a los pacos culiaos (voz de burla). Lo único que saben decir esos mandriles mononeuronales de la Plaza Dignidad. Mámensela, aquí está la ley“.

Un día antes, el 28 de marzo, en entrevista con un matinal entregó su receta para combatir la violencia: “En lo concreto, copiar la política de Nayib Bukele. Eso quiero yo, eso es lo que propongo yo en Chile. Yo le aseguro que en seis meses se acaba esto, y en tres también”.

Hace algunas semanas, un reportaje emitido por Chilevisión dejó al descubierto que Gaspar Rivas es el diputado con el mayor índice de atraso en llegar a las sesiones. En promedio, ingresa una hora y 17 minutos tarde a la sala. Lo siguen Joaquín Lavín junior (UDI) y Maite Orsini (RD) con, con 55 minutos cada uno.

Esta fue la peculiar explicación de Gaspar: “(El TOC) hace que yo me demore mucho en las actividades que tengo que realizar. Me refiero, sobre todo, al iniciar la jornada. En el momento en el que yo me levanto hasta que estoy listo pasa una buena cantidad de tiempo en el que estoy haciendo distintos rituales: limpiando el celular, la carcasa del celular, la billetera, el reloj, el cable de cargado del celular… y todo eso me consume tiempo cuando yo per se soy muy lento”.

El 25 de enero, también de este año, a propósito de la seguridad en la frontera, Rivas manifestó: “Si yo tengo un arma y me tiran un piedrazo, yo se lo respondo a balazos”.

El 21 de febrero, el diputado por el distrito 6, fue expulsado del Partido de la Gente por «reiterados hechos de violencia”. La primera controversia que justifica su exclusión de la colectividad ocurrió en una reunión de la denominada «mesa paralela» por un acuerdo constituyente, llevada a cabo en el ex Congreso, el día 13 de octubre de 2022. En la ocasión estuvo invitado el delincuente Francisco Muñoz, conocido como «Pancho Malo”. Rivas se descontroló y comenzó a insultar a los asistentes. Su jefa de gabinete, Marisol Henríquez, trató de calmarlo, pero el parlamentario la agredió verbalmente. Pasada la calentura, explico: “Yo exigí mi derecho a que se me escuchara mientras me emplazaban. Y en su momento golpeo la mesa para decir que necesitaba hablar”, indicó, con más calma”.

Otro episodio ocurrió en una sesión de la comisión de Personas Mayores de la Cámara Baja, el 29 de noviembre de 2022, en la que trató de “conchasumadres” a los diputados de su partido, Víctor Pino y Yovana Ahumada. Rivas no pudo votar, ya que había sido sacado de la Comisión.

Hace algunas unas semanas el Partido de la Gente revocó la expulsión del diputado, dejándolo solo con una amonestación por los insultos hacia la también diputada Yovana Ahumada.

Otra de las ridiculeces de Gaspar Rivas fue copiar su discurso para hablar del control de la delincuencia, proclamándose el nuevo “sheriff”:

“Hoy tomo en mis manos ese trabajo sucio. Es por eso que hoy he traído esto (se pone una placa). He aquí, el sheriff en contra de la lacra inmunda y asquerosa. Y estoy dispuesto a dar la vida, y lo digo muy en serio, porque hoy en nuestro puerto se está matando gente. Estoy dispuesto a dar mi vida, con un disparo en la nuca”, señaló el personaje.

Video de Gaspar Rivas:

Consultado si iba a ir a combatir la delincuencia en las poblaciones, después de su «jappinezco» espectáculo, el «Sheriff» respondió que “luchará desde el Congreso”.